Activistas cubanos critican “Programa Nacional para el Adelanto de la Mujer”
Varios activistas cubanos criticaron en redes al “Programa Nacional para el Adelanto de la Mujer”, abordado en el espacio oficialista Mesa Redonda ayer 12 de noviembre
Activistas cubanos critican “Programa Nacional para el Adelanto de la Mujer”
 

Reproduce este artículo

Varios activistas cubanos criticaron en redes al “Programa Nacional para el Adelanto de la Mujer”, abordado en el espacio oficialista Mesa Redonda ayer 12 de noviembre. 

Desde el anuncio de la temática que tocaría el espacio televisivo estatal las redes se llenaron de memes que aluden a cómo la dictadura niega la necesidad de una Ley Integral contra la Violencia de Género y mientras se inventa atrocidades como el mencionado programa que fue aprobado recientemente por el Consejo de Ministros de la dictadura.

La retórica castrista no “adelanta” y su prensa continúa alejada de la realidad sin actualizarse en cuestiones de terminología; además de minimizar a la mujer cubana y a la necesidad urgente de una Ley Integral Contra la Violencia de Género.

El periodista independiente Maykel González Vivero escribiría en Twitter:

“El gobierno presentará hoy el Programa Nacional para el Adelanto de la Mujer... del siglo XIX. Las mujeres ya adelantaron todo por sí mismas y ellos no se enteran. Lo que están exigiendo ahora no es "adelanto", sino garantías legales contra la violencia de género”.

En respuesta a Vivero la usuaria Lisa dijo en esa red social que “La cuestión es que hay que poner un parche a los feminicidios, hay que un parche al reclamo de una ley integral. Plasta de porquería este adelanto”.

Los medios oficiales cubanos guardan silencio ante los feminicidios que ocurren frecuentemente a lo largo de la Isla, solo las feministas cubanas, activistas y medios independientes denuncian el ascenso de estos asesinatos violentos por razones de género.

Ulises Padrón Suárez diría en tuit que: “El #PAM ha sido demasiado para el postureo de Teresa Amarelle en la @AsambleaCuba. Ni un análisis profundo ni aclararon cuáles son las 44 medidas. Mientras tanto, los feminicidios aumentan. Las asimetrías recrudecen las desigualdades. Una vez más dejaron afuera a la soc. civil”.

A su vez, el también periodista Carlos Alejandro Rodríguez Martínez explicó como los participantes en la Mesa Redonda evitaron el término feminismo y que la Secretaria General de la Federación de Mujeres Cubanas (FMC) solo empleó “el adjetivo feminista tres veces, en alusión al pasado previo a 1959”.

No es secreto que la agenda de la FMC apoya al totalitarismo del régimen porque a él se debe como organización. “Como era de esperarse, las funcionarias cubanas no aludieron ni una sola vez a los más de 20 feminicidios que se han reportado en el país en 2020. Teresa Amarelle Boué dijo, sin embargo, que la agenda oficial de género se encuentra en "un momento superior" en la Isla”, expresó Rodríguez Martínez en Twitter.

También agregó Rodríguez Martínez en su hilo que la vocera Arleen Rodríguez Derivet minimizó por omisión “el reclamo de las feministas cubanas por una ley integral contra la violencia de género”.

“En una hora de transmisión, lo único que quedó claro es que la Revolución ―esa obra magnánima de Fidel Castro― se basta a sí misma para "adelantar" a las mujeres: no quiere feminismo, ni activistas independientes, ni ley integral contra la violencia de género”, concluyó el periodista.

Por su parte la reportera y feminista cubana Marta María Ramírez preguntó: 

“Por lo menos definieron “adelanto”? De qué se trata todo esto, además de la hegemonía obvia? Qué hacemos con mujeres q tocan nuestras puertas (incluso virtuales) cuando les han fallado instituciones que deben protegerlas? Está abierta línea que desde agosto anuncia @FMC_Cuba”.

Por otra parte, la revista feminista cubana Alas Tensas criticó recientemente al periódico estatal de Santiago de Cuba por seguir reforzando estereotipos de género que perjudican a las mujeres.

El sábado 7 de noviembre se registró otro feminicidio en el oriente cubano. Dos mujeres fueron asesinadas a disparos en Santiago de Cuba y el periódico Sierra Maestra uso el término “flores” para referirse a las mujeres. 

De acuerdo con Alas Tensas esta comparación es inaceptable pues solo perpetúa estereotipos de género sobre "qué debemos ser".

En Twitter, el medio feminista explicó que no era "nada usual" que Sierra Maestra diera seguimiento a los feminicidios, elemento que destacan, sin embargo, señalaron su error.

Ambas víctimas tenían 27 años, eran educadoras en círculos infantiles de la provincia y fueron ultimadas a disparos el 7 de noviembre por la ex pareja de una de ellas y padre de su hijo.

La cúpula del régimen rehúsa que estos hechos ocurran en Cuba y en octubre pasado la secretaria general de FMC Teresa Amarelle Boué culpó al bloqueo estadounidense de ser el principal obstáculo para la realización de los derechos de las cubanas y la forma de violencia más lesiva contra ellas.

La funcionaria invisibilizó, una vez más, el tema de la violencia hacia las mujeres en Cuba, cuyos datos no están recogido por la Oficina Nacional de Estadística e Investigación (ONEI).

En contraposición a esto también en octubre tres miembros de la Red Defensora de los Asuntos de la Mujer participaron en la audiencia pública virtual que convocó la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), especialmente para debatir sobre la violencia de género y los derechos humanos de las mujeres en Cuba.

La activista Sara Cuba Delgado expresó que las cubanas viven en una sociedad machista donde sufren violencia doméstica, violencia hacia las defensoras de los derechos humanos, y feminicidios, y denunció la falta de legislación específica para proteger a las mujeres.