Cuba: nuevo caso de feminicidio conmociona las redes

Residente del poblado La Esperanza, Leidy Laura García Lugo, quien cursaba el cuarto año de medicina, fue secuestrada el pasado sábado en horas de mediodía mientras regresaba a su casa, luego de una noche de guardia en el hospital donde se encuentraba realizando prácticas docentes.

El cuerpo sin vida de la joven de 21 años fue encontrado este lunes a un costado de la Autopista Nacional, en las inmediaciones del central ubicado en el consejo popular de 10 de Octubre, en el municipio de Ranchuelo, provincia de Villa Clara.

Testigos aseguran que Leidy fue vista por última vez con vida cerca de la localidad de Los Trompos, donde al parecer intentaba tomar algún transporte de regreso a su casa.

Sus familiares intentaron contactarla a través de su teléfono móvil, pero fue en vano y pasado el mediodía el celular dejó de estar localizable.

La desaparición de la joven se hizo viral en las redes sociales, a partir de una publicación de Yandy Niebla Alpízar, quien se identificó como el mejor amigo del hermano de la víctima. "Es una joven buena sin necesidad de ocultar nada (…) su móvil está apagado. La familia ha agotado todas las opciones y la policía ya está trabajando en el caso", publicó en Facebook.

"La hermana de mi mejor amigo hace más de 48 horas que está desaparecida, por favor si alguien sabe algo escríbeme o avísenle a la policía cuanto antes. La familia y amistades están desesperados".

Leidy Laura García Lugo fue sepultada el mismo lunes en horas de la tarde por decisión de sus familiares.

Los casos de feminicidio en Cuba cada día son más conocidos, a pesar de la negativa de las autoridades del país a reconocer este tipo de crímenes.

La abogada cubana residente en EEUU Laritza Diversent, explicó a Radio Martí que "La mayoría de las violaciones de este tipo provienen de la errónea mentalidad del hombre de que tiene derecho a poseer a la mujer desde el punto de vista sexual".

Laritza Diversent también dijo que "El feminicidio es un tipo de violencia contra la mujer que es responsabilidad del estado", responsable de garantizar la protección a las mujeres, afirmó la abogada, y agregó que, en consecuencia, "el estado debe poner todo su aparato en función de investigar, procesar y castigar a toda persona" que cometa un delito similar.

El Ministerio del Interior de Cuba informó este miércoles que se encuentra priorizando la investigación de la muerte de la joven,

En la nota oficial, que no incluye la identidad de la víctima ni el término “femicidio”, el MININT afirma que los oficiales trabajan intensamente desde el sábado, cuando se formuló la denuncia de desaparición.

 

Por otra parte Mariela Castro Espín, hija de Raúl Castro y directora del Centro Nacional de Educación Sexual (CENESEX), en declaraciones al diario Tiempo Argentino, negó que en Cuba existieran casos de feminicidios.

"Nosotros no tenemos, por ejemplo, femicidios. Porque Cuba no es un país violento", dijo y agregó que esto era "un efecto de la Revolución".

Lo cierto es que en Cuba no existen estadísticas oficiales que nos acerquen a esta realidad, sobre todo porque las autoridades se niegan a reconocer que estos crímenes están motivados por el género de las víctimas, y no los reconocen para tratar de mantener por mayor tiempo la fachada a nivel internacional de que Cuba es un país sin violencia, al punto de que el código penal cubano carece de figuras legales que tipifiquen la violencia de género, la violencia contra la mujer o el feminicidio.

En un informe de diciembre de 2017 Mayda Álvarez, directora del Centro de Estudios sobre la Mujer (CEM), perteneciente a la Federación de Mujeres Cubanas, dio a conocer una encuesta realizada a nivel nacional sobre igualdad y género donde el 52% de las personas encuestadas calificó de poca la violencia de este tipo en Cuba, mientras un 10% opinó que no existe.

El silencio cómplice del gobierno sobre los casos de feminicidios es un obstáculo en la prevención del fenómeno en Cuba.