El 98% de las pruebas para la COVID-19 que aplica Venezuela son defectuosas, revelan datos de la ONU
Un análisis del informe de organismo internacional, fechado el 22 de mayo, revela que sólo el 2,3% de los test realizados por el régimen de Caracas son confiables
Presidente de Venezuela Nicolás Maduro
 

Reproduce este artículo

Datos publicados por la Organización de Naciones Unidas (ONU) revelan que casi el 98% de las pruebas para la COVID-19 que aplica el régimen de Nicolás Maduro en Venezuela son defectuosas o poco confiables.

“Hasta el 21 de mayo, las autoridades han reportado haber realizado un total de 697 mil 691 pruebas de diagnóstico de COVID-19, de las cuales se estima, según el último dato disponible, que unas 16 mil 577 son pruebas PCR”, afirmó el último informe de la ONU sobre la situación de la pandemia del coronavirus en el país.

Un análisis del documento, fechado el 22 de mayo, revela que sólo el 2,3% de los test realizados por el régimen de Caracas son confiables.

Las pruebas de Reacción en Cadena de la Polimerasa (PCR) son test de diagnóstico que se hacen mediante la toma de muestras de mucosas nasofaríngeas para analizarlas y detectar fragmentos del material genético de un patógeno.

Según Infobae, en esta pandemia son las únicas pruebas mundialmente reconocidas para determinar si una persona está infectada o no con coronavirus. Es un proceso complejo, que requiere personal calificado en un laboratorio certificado, pero podría resumirse en que si aparece Ácido Ribonucleico (ARN) en la muestra, el paciente es positivo.

Lo que evidencian los nuevos datos difundidos por la ONU, es que el 97,7% de los test que el chavismo realizó hasta el 21 de mayo, unas 681 mil 114 pruebas, son rápidas con “sensibilidad limitada”, lo que puede afectar la detección del coronavirus.

“El aumento en la capacidad de aplicación de pruebas PCR es una prioridad para la respuesta considerando que las pruebas rápidas tienen una sensibilidad limitada si son realizadas a personas con menos de 5-8 días de haber sido infectadas”, advirtió el organismo internacional en su informe.


Además, el documento afirma que el laboratorio del Instituto Nacional de Higiene Rafael Rangel (Caracas) está procesando solo 600 pruebas PCR diarias, muchas menos de las que se analizan cada jornada en otros países de Latinoamérica. Por ejemplo, en Colombia realizaron el 22 de mayo 7 mil 964 pruebas de PCR; y Argentina, 4 mil 615. Según la nota de Infobae estos dos países rebasan ampliamente el proceso de pruebas chavistas, aun cuando forman parte de los estados de la región que menos testean.

La Organización Mundial de la Salud también recomienda un incremento masivo del número de pruebas de diagnóstico para identificar los casos, una vez identificados deben aislarlos y sus contactos deben cumplir una cuarentena”, insiste el informe de la ONU sobre Venezuela de Naciones Unidas.

Recientemente, pacientes venezolanos denunciaron las irregulares condiciones en que son tratados al ser confirmados como positivo al nuevo coronavirus. Una madre que se identifica como Ninoska Aparicio difundió un video donde relata como en el Hospital Victorino Santaella, en Los Teques (estado de Miranda), son varias personas las que han tenido un diagnóstico positivo a la COVID-19 y sin embargo, su estado no es reportado en los informes oficiales.