Diferentes usos de la manzanilla y sus beneficios para la salud
Beneficios del consumo del té de manzanilla, sus hojas secas y del uso tópico de su aceite esencial.
Flores de manzanilla

La manzanilla es una hierba medicinal perteneciente a la familia Asteraceae o Compositae, debido a sus flores secas que contienen terpenoides y flavonoides que son contribuyentes de propiedades medicinales. 

Sus preparaciones se usan comúnmente para tratar enfermedades como fiebre de heno, inflamación, espasmos musculares, trastornos menstruales, insomnio, úlceras, heridas, trastornos gastrointestinales, dolor reumático y hemorroides. Además, sus aceites esenciales se usan en cosmética y en aromaterapias gracias a su fragancia.

Las hierbas han sido parte importante de las formas tradicionales y no tradicionales de la medicina desde al menos 5000 años. Una de las hierbas más comunes y populares usadas con fines medicinales es la manzanilla, cuyo té y extracto se preparan a partir de flores secas de especies de Matricaria. 

Es una de las plantas medicinales más antiguas, más utilizadas y mejor documentadas del mundo, se ha recomendado para una variedad de aplicaciones curativas; es originaria del viejo mundo y es miembro de la familia de las margaritas. 

 

MODOS DE USO


Foto: Publímetro

La manzanilla tiene varias formas de preparaciones; el polvo seco de la flor de manzanilla es utilizado para problemas de salud tradicionalmente establecidos (mencionados anteriormente).

Los ingredientes medicinales se extraen normalmente de las flores secas de manzanilla mediante el uso de agua, etanol o metanol como solventes y los extractos correspondientes se conocen como extractos acuosos, etanólicos (alcohólicos) y/o metanólicos. 

El té de manzanilla es uno de los tés de hierbas más populares del mundo, las bolsas de té contienen polvo de flor de manzanilla, ya sea puro o mezclado con otras hierbas medicinales reconocidas. 

La infusión de té se usa como lavado o gárgaras para la inflamación de las membranas mucosas de la boca y la garganta.

La tintura de manzanilla también se puede usar para la diarrea en los niños, y como purgante para prevenir los calambres. 

Las flores de manzanilla se usan solas o combinadas con cabezas de amapola trituradas, como cataplasma o fomento caliente para el dolor inflamatorio, neuralgia congestiva o hinchazón externa.

La planta entera de manzanilla se usa para hacer cervezas de hierbas o lociones. También se usa como aditivo de baño para calmar la inflamación anogenital. 

Se recomienda la inhalación de los aceites esenciales vaporizados de manzanilla para aliviar la ansiedad y la depresión general. Además, el aceite de manzanilla sirve para el cuidado del cabello y suavizar la piel.

 

PRINCIPALES BENEFICIOS


Foto: Food and travel
  • La manzanilla contiene propiedades antioxidantes que promueven la somnolencia, por lo tanto, beber té de manzanilla mejora la calidad general del sueño.
  • El té de manzanilla puede tratar la diarrea, úlceras estomacales, náuseas y gases, debido a sus efectos antiinflamatorios.
  • El antioxidante apigenina que contiene la manzanilla ayuda a reducir la inflamación y combatir células cancerosas, reduciendo varios tipos de cáncer como la de mama, tracto digestivo, piel, próstata, útero y tiroides.
  • Las propiedades antiinflamatorias del té de manzanilla promueven el control del azúcar en la sangre.
  • Su contenido de antioxidantes de flavona pueden desempeñar un papel en la mejora de la salud del corazón.

 

OTROS BENEFICIOS

Algunos beneficios de beber té de manzanilla requieren de más estudio, sin embargo no se destacan la posibilidad de que la manzanilla pueda: 

  • Mejorar la salud inmunológica
  • Aliviar la ansiedad y la depresión
  • Mejorar la salud de la piel
  • Prevenir la pérdida ósea

 

DOSIFICACIÓN

No se ha establecido una dosis estándar del consumo de la manzanilla, sin embargo, se puede usar entre 220 mg y 1.600 mg diarios en forma de cápsula. Comúnmente se consume esta hierba medicinal como té, bebiendo de una a cuatro tazas al día. 

TÉ DE MANZANILLA


Foto: Mejor con Salud

Porciones: 1 persona
Duración: 10-15 minutos

  • Ingredientes: 

1 taza de agua
1 bolsa de té de manzanilla o flores secas de manzanilla

  • Preparación: 
  1. Coloque a hervir una taza de agua en una olla a fuego alto 
  2. Retire la olla y sumerja una bolsita de té de manzanilla o las flores de manzanilla entre 5 y 10 minutos 
  3. Deje reposar durante unos minutos y disfrute de la bebida

 

EFECTOS SECUNDARIOS

Es generalmente seguro el consumo de la manzanilla en la mayoría de las personas, sin embargo:

Puede provocar alergias en personas alérgicas a plantas de la familia de las margaritas, como la ambrosía y los crisantemos. 
En el caso de los cosméticos, si existe un contacto directo con los ojos, puede causar irritación y/o conjuntivitis. 

Aún no se ha establecido que el consumo del té de manzanilla sea seguro en niños, mujeres en embarazo o en periodo de lactancia y en personas con enfermedades hepáticas o renales.