Película sobre los cinco agentes cubanos se estrena en La Habana sin protagonistas  internacionales
La película Red Avispa se estrenó en La Habana durante la nueva edición del  Festival de Cine pero su proyección no contó con la presencia de su director ni de sus actores protagónicos, que habían criticado la vigilancia que sufrieron durante rodaje de la cinta en Cuba
Película sobre los cinco agentes cubanos se estrena en La Habana sin protagonistas  internacionales
 

Reproduce este artículo

 

La película Red Avispa ( Wasp Network) se estrenó en La Habana durante la nueva edición del  Festival de Cine pero su proyección no contó con la presencia de su director ni de sus actores protagónicos, que habían criticado la vigilancia que sufrieron durante rodaje de la cinta en Cuba. 

El filme,  del francés Olivier Assayas, trata de acercarse  a la vida y la historia de los cinco agentes cubanos detenidos en la década del 90 por espionaje en Estados Unidos y liberados dos de ellos  tras cumplir la condena y el resto por decreto del expresidente Barack Obama.

El director de la película, que cuenta con la participación de famosos actores como Penélope Cruz, Wagner Moura, Gael García Bernal  y Ana de Armas, obtuvo los permisos del gobierno cubano para rodar este obra que ha sido elogiada por la prensa oficial de la isla.

Assayas, quien estrenó el filme en agosto en la 76ª Muestra de Venecia,  había declarado que en un principio las autoridades gubernamentales le habían negado la autorización para filmar en la isla pero luego le entregaron los permisos.

Durante la presentación mundial de la película  Penélope Cruz criticó “la falta de la libertad en Cuba” mientras reconoció la amabilidad de los cubanos. 

Cruz dijo a la prensa que conversaba asiduamente con los cubanos sobre la situación de la isla pero que se mostraban reacios  por lo general a hablar con sinceridad.

“Era muy difícil recibir información concreta. Resultaba complicado que compartieran contigo lo que realmente sentían, tanto sobre los últimos cambios como sobre lo ocurrido en las últimas décadas.  Yo no percibía una libertad grande a la hora de hablar con ellos, y eso sí que inquieta. Porque en pleno 2019 la gente debería sentirse libre para hablar”, dijo la premiada actriz española.

Cruz acotó que “Cuba es un lugar que te enamora porque la gente tiene una humildad y un corazón maravillosos”. 

 

 

La española  interpreta el personaje de Olga Salanueva, la esposa de uno los agentes infiltrados en Estados Unidos para proteger los intereses de la isla, según ha afirmado reiteradamente el gobierno cubano.

Las declaraciones de Cruz  fueron compartidas por otros actores del filme como el venezolano Édgar Ramírez, quien interpreta el papel de René González, perteneciente a este grupo de espías  conocidos en Cuba como los “Cinco Héroes” y en La Florida como los “Miami five”.

“No me sentí perseguido pero Cuba es un estado totalitario que espía a sus ciudadanos, nosotros estamos vigilados. Como venezolano estoy acostumbrado”, dijo Ramírez

El filme, basado en el libro The Last Soldiers on the Cold War: The Story of the Cuban Five, escrito por Fernando Morais,  no ha tenido una buena aceptación de la crítica que lo ha considerado una película menor en la carrera de Assayas.

La  película ha sido criticada por una parte de la  comunidad de Miami alegando falta de objetividad y asegurando que los cinco agentes contribuyeron a la muerte de activistas  que luchaban por la libertad de Cuba. 

Assayas había señalado que su intención era “hacer una película con una ambición internacional y estética en un país donde hay pobreza y un embargo”. 

Sin embargo el propio director, que vivió durante medio año en La Habana para rodar la película,  reconoció que se sintió vigilado por el gobierno cubano durante la filmación. 

"Siempre sentimos que nos estaban observando y eran muy cuidadosos con lo que estábamos haciendo. De vez en cuando trataban de controlarnos”, explicó el cineasta francés a medios de prensa.

A la presentación en La Habana asistieron varios de los cinco agentes cubanos,  quienes agradecieron la película y la calificaron, según recoge la prensa oficial,  como “un “acercamiento humanista” a su controversial historia.