No hay envases para la entrega de leche a los niños
La disponibilidad de bolsas para el envase de la leche y el yogurt se ha afectado en la provincia de Matanzas y en el resto del país, por lo que las familias tendrán que llegar su litro para la compra a granel.
 

Reproduce este artículo

"No tenemos nailon para seguir realizando la distribución de yogurt y leche", dijo un funcionario entrevistado por la Televisión Cubana. "Tenemos un pequeño stock para terminar la distribución de leche correspondiente a este agosto. No así con el yogurt, que se distribuye en días alternos", precisó.

El reporte de la Televisión indica que la industria láctea del territorio busca alternativas para llevar estos productos a las bodegas. "Desde septiembre comenzará la venta a granel, medida que requiere mayor esfuerzo, higiene y comprensión de los matanceros", destaca.

No hay bolsas de nylon para la leche de los niños en Camagüey

Esta planta de producción, añade el reporte, genera a diario 26 toneladas de leche fresca y de ellas más de 20 se dedican a la distribución normada por la libreta de abastecimiento. 

"A raíz de las limitaciones con la importación se afectó el envase, las conocidas bolsas de polietileno", dijo la periodista. 

El funcionario, por su parte, detalló que van a crear "puntos de venta liberada para darle mayor oferta al pueblo, por lo que las familias deben presentar el litro en la unidad de compra para llevarse el producto, leche o yogurt".