Televisión Cubana quiere exportar programas comunistas

La prensa oficialista sugiere que series como el de la lucha “contra bandidos” se venda a nivel mundial
TV Cubana
 

Reproduce este artículo

La prensa oficialista cubana sugiere que series como LCB “La otra guerra” (de la lucha “contra bandidos”) se venda a nivel mundial como se hace con telenovelas, aunque aceptó que no se venderían tanto como los dramas coreanos.

Según la periodista Paquita Armas Fonseca una serie como LCB, de “excelente factura, encomiable guion y alabada por crítica y público en Cuba” no tiene el mismo mercado de una telenovela coreana.

“No soy absoluta, con una buena  labor de marketing se podría vender para públicos específicos. Pienso por ejemplo que canales como Europa por Cuba promovieran la serie o que se realizara una inteligente promoción”, indica Armas Fonseca.

Habla de inteligencia porque sabe que la temática de la misma no le interesa al público internacional. Así confirma que como “está vinculada a la historia y a la guerra en nuestro país, no le llama la atención a aquellos que ven el socialismo como “un coco”.

Pero la periodista oficialista sugiere algunos más. Por ejemplo, “Rompiendo el silencio”, que centra sus historias en las múltiples variantes de violencia machista.

“Si los capítulos de la serie son vendibles, no es así con la excelente revista “Miradas sin excusas”, porque utiliza materiales de otras televisoras y podría traer problemas con el derecho de autor”, comenta.

Paquita va más allá y dice que “con el gancho de las vacunas Abdala y Soberana”, la serie “ConCiencia” y que “tiene también una excelente factura y está grabada en uno de los centros productores de vacunas” sería un material muy comercial.

“Estoy segura que con el camino que se van abriendo tanto Soberana como Abdala, algunos programas informativos sobre esos productos, tendrían mercado”, agregó.

“Los principales mercados en los que hemos explorado son el Latinoamericano y Caribeño, por su cercanía geográfica y cultural con nuestro país; también se ha investigado el mercado Europeo, principalmente el Español”, le dijo a Paquita, la especialista del ICRT, Aimara Sierra Sánchez.

Paquita confiesa que le preocupó el mercado caribeño, porque la mayoría de esas naciones hablan otros idiomas como el inglés y francés y por lo tanto habría que traducir. Por eso Sierra Sánchez, lamentablemente para ella, no le dejó muchas esperanzas.  

“La producción audiovisual fundamental de nuestro instituto está destinada a la parrilla televisiva de los canales nacionales y provinciales, por lo que la lista de diálogo no es un elemento que los realizadores tengan en cuenta como un requisito de prioridad dentro de la creación”, le expresó.