11J: familia de manifestantes exige a juristas no dejarse manipular

Familiares de Nadir y Jorge Martín Perdomo exigen justicia para los hermanos que enfrentan condenas de 8 y 10 años de prisión en Cuba, por manifestarse el 11 de julio
 

Reproduce este artículo

Familiares de Nadir y Jorge Martín Perdomo exigen justicia para los hermanos que enfrentan condenas de 8 y 10 años de prisión en Cuba, respectivamente, por manifestarse el 11 de julio en San José de las Lajas, provincia de Mayabeque.

La Fiscalía solicitó las severas penas de privación de libertad para los jóvenes, detenidos e incomunicados desde el 17 de julio, confirmó a ADN Cuba Saray Uribe, prima de los prisioneros. Por su parte, la pareja de Nadir, expresó en un video: “exigimos libertad. ¡Devuélvanme a mi esposo! ¡Devuelvan el padre a mis hijos!”

Marta Perdomo, madre de los jóvenes, emplazó a las autoridades judiciales de la provincia y la nación para “que no se dejen manipular por la política represora de este país y declaren inocentes a Jorge y Nadir”.

Acompañada de otros miembros de la familia, Perdomo señaló a los fiscales de Mayabeque Yerandy Calzadilla y Lourdes Pedroso; Yamila Peña, Fiscal General de la República; Rubén Remigio, presidente del Tribunal Supremo Popular; Tamara Valido, Gobernadora de Mayabeque y al mandatario del régimen Miguel Díaz-Canel, como responsables de cesar “las violaciones que han tenido con mis hijos”.

“El 17 de julio la PNR [Policía Nacional Revolucionaria] de San José secuestró a mis hijos, sin una orden judicial ni pruebas que avalen tal detención. Hace [más de] 79 días no he visto a mis hijos y no sé en qué condiciones se encuentran, ni física ni psicológicamente”, dijo la señora.

“Exigimos a los fiscales que a mis hijos le den un trato justo y que permitan a la familia verlos para saber en qué condiciones están”, añadió.

También exigieron a “la policía política y los gobernantes nacionales que le quiten la intimidación a los abogados, fiscales y jueces para que puedan actuar y juzgar conforme a la ley, que se haga justicia”. Marta Perdomo dijo que a los jóvenes les solicitaron las condenas por cometer los supuestos delitos de “desorden público, desacato atentado y propagación de epidemias”.

El proceso contra los manifestantes es “injusto” y “criminal”, opinó el padre de Nadir y Jorge Martín Perdomo.

En un video de agosto, transmitido por ADN Cuba, la madre de los jóvenes, pidió fe de vida y la liberación inmediata de sus hijos. “Ninguno de los dos cometió delito; esto es una injusticia”, declaró.

Los hermanos Martín Perdomo pertenecen a los más de 1000 detenidos que contabilizó Cubalex tras las protestas antigubernamentales del 11J, ocurridas en más de 60 localidades del país. Actualmente, y luego de varias excarcelaciones, quedan unas 500 personas recluidas.

Las detenciones se llevaron a cabo a pesar de que Rubén Remigio aseguró, en declaraciones a la prensa extranjera acreditada en Cuba, que manifestarse no es delito sino un derecho constitucional.