Skip to main content

Niegan por quinta vez consecutiva visita familiar a José Daniel Ferrer

"Por quinta vez, las autoridades penitenciarias, a través del mando de los dictadores Raúl Castro y Miguel Díaz-Canel, nos han impedido nuevamente que se dé la visita familiar", denunció la esposa

Actualizado: Wed, 08/09/2023 - 18:41

Por quinta vez consecutiva el régimen cubano negó la visita familiar que le correspondía el 8 de agosto al líder de la Unión Patriótica de Cuba (Unpacu), José Daniel Ferrer, en la prisión Mar Verde, de Santiago de Cuba.

Así lo denunció su esposa, la doctora Nelva Ismarays Ortega, en un video difundido por la organización opositora.

"Por quinta vez, las autoridades penitenciarias, a través del mando de los dictadores Raúl Castro y Miguel Díaz-Canel, nos han impedido nuevamente que se dé la visita familiar", denunció la esposa del prisionero político.

Además, el pasado 4 de agosto las autoridades del penal le negaron la visita conyugal y desde hace cinco meses no puede realizar llamadas telefónicas.

"No solamente lo están privando de su libertad durante todo este tiempo, ya dos años, pues es una persona inocente; sino que también están violando el derecho de comunicarse con su familia, que sus hijos puedan tener contacto con él", añadió Ortega.

Por último, la activista pidió la liberación de los presos políticos de la isla.

Ana Belkys Ferrer, hermana del reo, dijo a ADN Cuba que en esta ocasión solo le dejaron pasar “la jaba con alimentos y productos de higiene”.

“Continuamos en la misma situación. Nuevamente sin saber cómo está José Daniel. Hace un mes y cuatro días que no sabemos nada de él. En cinco meses solo han dado fe de vida en dos ocasiones. Le niegan no solo el contacto físico con la familia sino también la comunicación. Desde el día 6 de marzo tampoco le permiten llamadas telefónicas”, argumentó la activista.

Ferrer pasó su cumpleaños 53 en prisión el pasado 29 de julio y en esa ocasión tampoco su familia pudo verlo o hablar con él.

José Daniel Ferrer fue arrestado el 11 de julio de 2021, cuando se disponía a unirse a las manifestaciones antigubernamentales que se desencadenaron ese día en todo el país.

En agosto de ese mismo año un juez revocó su arresto domiciliario y ordenó su ingreso en un establecimiento penitenciario para cumplir los 4 años y 14 días que le restaban de la condena que le habían impuesto en 2020.

La situación de Ferrer ha generado preocupación y llamados internacionales por su liberación.


Actualidad