Recordista mundial Osleydis Menéndez estaría en EE.UU

Varios medios independientes difundieron la llegada a Estados Unidos de la jabalinista cubana en recorrido desde Nicaragua
Osleydis
 

Reproduce este artículo

La recordista mundial cubana de la jabalina, la ex atleta Osleydis Menéndez, estaría en Estados Unidos, tras cubrir la ruta desde Nicaragua, reportaron varios medios independientes y usuarios en redes sociales.

Según la web Cubanos por el mundo, la veterana recordista estaría arribando a Florida, luego de ser liberada en la frontera sur, luego de una larga travesía desde Nicaragua. Menéndez fue varias veces campeona panamericana y plata olímpica en Sidney 2000 y oro en Atenas, cuatro años después.

“Así lo confirmó una fuente que se comunicó con Cubanos por el Mundo, quien aseguró que Menéndez emprendió la travesía desde Nicaragua”, señalaron desde el medio independiente.

“La internacionalmente conocida como “La Diosa de Ébano” y “El Dardo Antillano”, decidió escaparse de la Isla-cárcel, como han hecho varios atletas en los últimos meses”; agregaron.

En el año 2010 protagonizó una polémica al vender su medalla de oro de Atenas. La lanzadora cubana Osleydis Menéndez subastó en la página de Ebay el oro que consiguió en la prueba de jabalina de esos juegos. El precio estaba sobre los 30 mil dólares, según la propia empresa.

La cubana fue campeona del mundo de la especialidad en Helsinki 2005, pero hizo su aparición en 1996 como campeona del mundo júnior. Desde ese momento, su progresión fue histórica, mientras no la castigaban las lesiones. En 2001 se convirtió en la primera mujer en sobrepasar la barrera de los 70 metros (71,54), con el primer registro mundial de la historia del atletismo cubano.

Después llegaron los oros en los Mundiales de Edmonton (2001), Helsinki (2005) y los Juegos Olímpicos de Atenas, la medalla que subastó en Internet. Menéndez es toda una referencia en la jabalina femenina y todavía posee la segunda mejor marca de la historia (71,70), solo por detrás de la checa Spotáková (72,28).