Luchadoras olímpicas abandonan Ciego de Ávila por pandemia

La mudanza de las luchadoras cubanas – lo que no sorprendió y ya semana y media atrás se advertía en ADN Cuba sobre la necesidad de este cambio - fue confirmada en la edición de este viernes del “Invasor”
Luchadoras olímpicas abandonan Ciego de Ávila por pandemia
 

Reproduce este artículo

Ante la preocupante situación epidemiológica de la provincia cubana de Ciego de Ávila, el equipo nacional de lucha femenino que se preparaba allí para los Juegos Olímpicos se ha mudado para Sancti Spíritus.

Las 11 gladiadoras se unieron así a sus colegas varones de la lucha libre que desde hace igual periodo de tiempo entrenan en ese territorio.

Los espirituanos despertaron este sábado con el anuncio de que esa provincia registró, con 37 casos la jornada anterior, la cifra más alta de personas contagiadas en un día desde que en marzo pasado el nuevo coronavirus empezara a infectar a Sancti Spíritus y a Cuba toda, recuerda el periódico oficialista Escambray.

La mudanza de las luchadoras cubanas – lo que no sorprendió y ya semana y media atrás se advertía en ADN Cuba sobre la necesidad de este cambio - fue confirmada en la edición de este viernes del “Invasor”.

En el cuerpo de una nota se descubrió que el principal entrenador de las chicas, Filiberto Delgado, realizaba sus declaraciones de elogio a las autoridades avileñas “desde Sancti Spíritus, hacia donde fue necesario trasladar los entrenamientos como consecuencia de la compleja situación que atraviesa el territorio avileño tras el rebrote de la COVID-19.”
 
Las actividades que durante unas tres semanas tuvieron lugar a puertas cerradas en la Sala Techada Giraldo Córdova Cardín, pasaron ahora a la Sala Yayabo, de la vecina provincia, siempre vigilando el actual desenlace de la desconocida enfermedad.

De acuerdo a las cifras del Ministerio de Salud Pública, Ciego de Ávila con los positivos del último reporte llega a 630 casos desde el inicio de la epidemia (527 en el rebrote). Esa cifra acumulada es la segunda más alta del país, solo superada por La Habana y se hace la salvedad que la capital cubana tiene cinco veces la población avileña.

Las luchadoras cubanas esperan competir en el torneo nacional previsto para Santiago de Cuba del 8 al 11 de noviembre.

También tienen en plan los campeonatos mundiales sub-20, sub-23 y de mayores  para finales de año, los cuales hasta ahora no han anunciado cancelaciones.
 
Las gladiadoras forman parte del primer grupo de deportistas integrantes de preselecciones nacionales que en la actualidad se  preparan en dos  provincias del centro de la isla.
Deportistas de atletismo, boxeo y lucha  se entrenan en Camagüey, mientras los equipos de lucha libre masculina y femenina realizan su preparación en  Sancti Spíritus.

Si es que en definitiva hay Juegos Olímpicos, aplazados por el coronavirus para el verano de 2021, Cuba planea asistir con al menos 80 deportistas a Tokio.

Hasta hora tres cubanas han asegurado sus boletos olímpicos: Yusneylis Guzmán (50 kg), Lianna de la Caridad Montero (53 kg) y Yudari Sánchez (68 kg)

En 2018 Montero se convirtió en la primera luchadora cubana medallista en una cita mundial de mayores, mientras que Sánchez ganó la primera corona universal en ese deporte. Las cubanas aún tienen más opciones de clasificación en el próximo Preolímpico Mundial.
.
La primera y única vez que una luchadora cubana asistió a unos Juegos Olímpicos fue en Londres 2012, con Katherin Videaux en la división de 63 kg.