María Elvira Salazar critica a Biden por pasividad ante amenazas rusas

La congresista republicana calificó de peligrosas estas declaraciones, que podrían llevar al continente a los tiempos de la Guerra Fría.
Salazar-Rusia
 

Reproduce este artículo

La congresista cubanoamericana María Elvira Salazar calificó este 13 de enero de “debilidad” la nula repuesta de la administración Biden a la amenaza rusa de enviar tropas a Cuba y Venezuela.

“Rusia amenaza con colocar militares en Venezuela y Cuba, poniendo en peligro a todo el continente y regresando a los tiempos oscuros de la Guerra Fría ¡Qué demostración de debilidad de Biden! ¿Qué más permitirá esta Administración?”, declaró la republicana en Twitter.

Por su parte, un funcionario del gobierno estadounidense declaró al Miami Herald que si Rusia lleva a cabo sus amenazas, la administración Biden responderá de manera “decisiva”.

“No vamos a responder a las fanfarronadas”, dijo un funcionario de alto rango al Miami Herald. “Si Rusia realmente comenzara a moverse en esa dirección, lo abordaríamos de manera decisiva”.

Este 13 de enero el vicecanciller ruso Sergei Ryabkov declaró a una televisora de su país que Rusia desplegaría tropas en Cuba y Venezuela si aumentan las tensiones con Estados Unidos. “Todo depende de la acción de nuestros homólogos estadounidenses”, precisó el funcionario.

Las negociaciones en Ginebra y Viena no lograron reducir las tensiones entre occidente y el país eslavo, a pesar de que un portavoz de Moscú, Dmitry Peskov, reconoció matices positivos en el encuentro, según AP.

Peskov advirtió sobre una ruptura total de las relaciones entre Estados Unidos y Rusia si se adoptan las sanciones propuestas contra el presidente Putin y otros importantes líderes civiles y militares. Las medidas, propuestas por los demócratas del Senado estadounidense, también apuntarían a las principales instituciones financieras rusas si Moscú envía tropas a Ucrania.

Peskov criticó las propuestas como un intento de aumentar la presión sobre Moscú durante las conversaciones y dijo que no funcionaría.  

Cálculos de la alianza atlántica cifran en torno a los 100 000 soldados, tanques y equipo militar pesado rusos listos para el combate cerca de la frontera oriental de Ucrania.

En 2014, Rusia se anexó la península ucraniana de Crimea y apoyó una insurgencia separatista en el este del país. Tras siete años de combate, han muerto 14 000 personas. Un acuerdo de paz de 2015 negociado por Francia y Alemania ayudó a poner fin a las batallas, aunque continúan las escaramuzas.

En junio de 2021, Rusia reiteró su apoyo a estos tres países ante lo que el ministro de Defensa, Serguei Shoigu, llamó “amenazas externas”.

Las declaraciones llegaron en un momento sensible para el presidente Daniel Ortega, aislado por la represión contra su pueblo en 2018 y por descabezar a la oposición poco antes de las elecciones de noviembre pasado, en las que salió vencedor a pesar de acusaciones de fraude.