Un nuevo atentado suicida en mezquita chií en Afganistán

Un nuevo atentado suicida ha tenido lugar este viernes en una mezquita chií de Afganistán. El ataque fue perpetrado por Daesh y causó decenas de muertos y heridos.
Fotografías del atentado en mezquita chií de Afganistán circulaban este viernes en redes sociales
 

Reproduce este artículo

Al menos 32 personas murieron y más de 50 resultaron heridas este viernes en un nuevo atentado con bomba en una mezquita de la minoría chií en el sur de Afganistán, según el último balance de víctimas reportado por DW.

El ataque contra una mezquita chií en la ciudad de Kandahar, al sur de Afganistán, fue perpetrado por un atacante suicida, indicó el régimen talibán.

"Nuestras informaciones iniciales muestran que un kamikaze se hizo estallar dentro de la mezquita", afirmó a la agencia AFP un responsable local talibán que no quiso revelar su identidad.

Qari Saeed Khosty, portavoz del Ministerio del Interior, confirmó a la agencia EFE que "lamentablemente, se produjo una explosión dentro de una mezquita de los hermanos chiíes" en Kandahar, que causó varias bajas entre los "compatriotas".

El ataque de la semana pasada en otra mezquita chií causó 80 fallecidos y un centenar de heridos. En el ataque de hoy se contabilizaban 32 fallecidos: "El número de fallecidos evacuados hasta ahora de la mezquita es de 32 y hemos trasladado también a más de 50 heridos al hospital de Kandahar. Estas cifras no son las definitivas", advirtió un funcionario local bajo anonimato.

El atentado tuvo lugar hacia las 13.00 (hora local) en la mezquita Imam-Bargah, el mayor templo de la minoría chií en la ciudad de Kandahar, donde cientos de fieles se congregaron para la oración del viernes, según testimonios de residentes locales.

Las redes sociales despertaron a los internautas occidentales este vienes con las imágenes de la tragedia, cuerpos ensangrentados esparcidos en la parte central de la mezquita, algunos de ellos con miembros amputados. 

Entre tanto, ciudadanos afganos se preguntaban acerca de la paz que se suponía que traería el régimen fundamentalista de los talibanes. La minoría chií afgana hoy se siente más desprotegida, tras la toma del poder por los talibanes, el pasado 15 de agosto.

El ataque suicida ha sido reivindicado por la organización terrorista islámica Daesh, conocida como ISIS o Estado Islámico (EI).

“El grupo yihadista ha multiplicado sus ataques en Afganistán desde la retirada final de las tropas de Estados Unidos de Afganistán poco antes de la medianoche del pasado 31 de agosto, el mayor de ellos el atentado contra el aeropuerto de Kabul que el pasado 26 de agosto causó unos 170 muertos”, indicó DW.