Instituciones médicas de Argentina rechazan posible llegada de 200 médicos cubanos

Representantes de algunas de las principales instituciones médicas de Argentina, cuestionan la formación y la validación de los títulos de los médicos que el gobierno cubano enviará a ese país sudamericano
 

Reproduce este artículo

La Cancillería argentina anunció este jueves que más de 200 médicos cubanos arribarán a la nación andina, con el objetivo de ayudar en la contención de la COVID-19 durante las próximas semanas, cuando se prevé en el país llegue al pico de la pandemia.

El Gobierno de Alberto Fernández gestionó el próximo arribo de 202 profesionales cubanos, en un vuelo especial de la aerolínea Cubana de Aviación.

“La mayoría serán destinados a la provincia de Buenos Aires, donde el propio ministro de Salud, Ginés González García, reconoció en un encuentro con Diputados que teme que se desarrolle una situación inmanejable”, explica un reporte de Infobae.

Sin embargo, los médicos cubanos no deberán cumplir con los 14 días de aislamiento, preventivo y obligatorio decretado por el Gobierno argentino. Según se ha informado, a diferencias del resto de quienes llegan del exterior al país, los especialistas cubanos se incorporarán de manera inmediata a prestar servicio, con un aval del gobierno de Cuba donde se declara y garantiza que no registraron síntomas de COVID-19 y están sanos.

La decisión ha suscitado cuestionamientos de profesionales de la salud argentinos, consultados por Infobae.

“En otras oportunidades se amenazó con traer profesionales provenientes de Cuba y nuestra posición siempre fue rechazar estas medidas. Consultando a distintas asociaciones médicas de Latinoamérica, se vio que no se podía determinar la validez de la capacitación de estos médicos y hemos denunciado que los requisitos que se les pedían a estos médicos no eran los suficientes”, subrayó el doctor Jorge Alberto Coronel, presidente de la Confederación Médica de la República Argentina (COMRA).

El médico argentino conoce que a quienes fueron a otros países el gobierno cubano “les pagaban muy poco a estos supuestos médicos y los intermediarios que hacían la operación para traerlos se quedaban con el resto de sus salarios”.

 

 

Coronel, enfatizó además que “el hecho de que no cumplan con los 14 días de cuarentena no tiene ningún tipo de sentido ni lógica. Pedimos que den a los médicos argentinos la protección y el equipamiento correspondiente para actuar frente a este virus, que las autoridades protejan a nuestros médicos, (…) porque no cuentan con las medidas de bioseguridad para poder trabajar”.

Por su parte, María Berude, médica cirujana, vocera de la Red Integrada de Médicos Argentina (REDIMA), se pregunta “qué categorización tienen, qué nivel de formación tienen, quién va a avalar la formación de estos médicos. Nosotros tenemos un sistema de formación en el país que va requiriendo desde una serie de categorizaciones hasta la habilitación que se estima que avala la formación o la categoría que tenemos de entrenamiento. En este caso, en estos profesionales, es una pregunta que queda abierta”.

“Si seguimos trayendo personal de cualquier lado y no tomamos las medidas de bioseguridad adecuadas, esta medida no nos va a sumar, nos va a restar. Vamos a tener cada vez más personal infectado, incluso de otros países”, manifestó.

El presidente de la Federación Argentina de Asociaciones de Anestesia, Analgesia y Reanimación (FAAAAR), también fue consultado a propósito de la llegada de los doctores cubanos y opinó lo siguiente:

“Siempre somos inclusivos, pero tienen que pasar ciertos trámites como la convalidación de los títulos ante el Ministerio de Educación. Si no, es ejercicio ilegal de la medicina. Creo que ningún colegio médico tenía conocimiento del arribo de estos profesionales. Esta decisión ha incomodado mucho al sector, ya que lo que hoy están reclamando los médicos en líneas generales son los equipos de protección personal, por la experiencia mundial”.

Para el médico cardiólogo Francisco Toscano, miembro de la Fundación Cardiológica Argentina, expresó: “es una barbaridad y una especie de insulto a los médicos argentinos y creo que la mayoría de los profesionales de la salud piensan lo mismo”.

Brigada cubana que fue a Italia. Foto: Reuters

 

El Comité Ejecutivo de la Fundación Estudios Clínicos Latinoamérica (ECLA) protestó que “la Argentina cuenta con una excelente capacidad de recursos médicos y paramédicos”.

“El estándar de los recursos médicos en la Argentina es muy elevado, por lo tanto, si tuviéramos un problema con los recursos médicos: ¿lo solucionaremos solamente con 200 médicos traídos de Cuba? ¿Cómo homologarán estos profesionales sus títulos de médicos? Esto no es menor”.

La Fundación declaró que “si tuviéramos que pensar en traer médicos del exterior, en un tiempo de pandemia, se debiera elegir a quien pueda ofrecer transferencia de conocimiento y expertise en COVID-19. Por lo tanto, en ese escenario imaginario, entonces sugeriríamos traer médicos de China, Italia, España, que ya hayan pasado por la experiencia y puedan aportar.”

Además de los 53 médicos y enfermeros que ya están en la región italiana de Lombardía y en el principado de Andorra, en las últimas dos semanas han partido brigadas de médicos y enfermeros a Granada, Surinam, Jamaica, Belice, Antigua y Barbuda, San Vicente y las Granadinas, Dominica, Santa Lucía, Venezuela y Qatar. Las especialidades más demandadas son la terapia intensiva, virología, epidemiología y farmacología, de acuerdo con reportes de la prensa estatal cubana.

Argentina registra actualmente 2 mil 669 infectados (759 infectados de Buenos Aires), 122 fallecidos y 631 recuperados.