Argentino en crucero en Japón, primer latinoamericano contagiado del coronavirus

El argentino, cuya identidad no se ha revelado, se convierte en el primer latinoamericano que se confirma que contrajo el coronavirus, aunque fuera de la región
El crucero Diamond Princess, en el puerto de Yokohama, Japón. Efe
 

Reproduce este artículo

La compañía de cruceros Princess Cruises reportó este viernes que hay un argentino entre las 41 personas que dieron positivo por coronavirus en el crucero que lleva desde el lunes en cuarentena en Japón con 3.500 personas a bordo, informaron reportes periodísticos.

De acuerdo con agencias internacionales y medios regionales, el hombre, cuya identidad no se ha revelado, se convierte en el primer latinoamericano que se confirma que contrajo el coronavirus, aunque fuera de la región, dijo la BBC.

La chilena Ximena Paredes, que se encuentra en el crucero Diamond Princess, dijo al noticiero argentino TN que el pasajero con coronavirus es "una persona mayor pero saludable" de Buenos Aires, añadió la cadena británica.

Paredes explicó que a pesar de que dio positivo, no exhibe síntomas de la enfermedad: "Hablé con su esposa y no entendía por qué se lo habían llevado (al hospital) si él estaba bien".

Sin embargo, los científicos ya saben que el lapso de tiempo entre la infección y la aparición de los síntomas -conocido como período de incubación- es de entre uno y 14 días. En ese tiempo, los pacientes ya pueden contagiar a otros.

 

 

El pasajero fue trasladado a un centro hospitalario para que le realicen estudios y le apliquen tratamiento para aplacar los síntomas del brote surgido en la ciudad china de Wuhan.

Desde la Cancillería argentina aseguraron que la sección consular del país suramericano en Japón mantuvo el contacto con el afectado y también con su hija, que no participó del viaje.

"El funcionario consular visitó el hospital donde fue trasladado y allí tomó contacto con los médicos y se puso a disposición ante cualquier necesidad particular del paciente argentino", informaron desde el Ministerio de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto.

En total, se registraron ocho pasajeros argentinos en el Diamond Princess, y tanto ellos como el resto de los integrantes del viaje y la tripulación deben cumplir un período de cuarentena que se inició el 5 de febrero y finalizará el 19 del mismo mes.

A los pasajeros argentinos que siguen en el barco se les ha hecho llegar el contacto de la Embajada de Argentina en el país asiático para que se comuniquen si así lo requieren, y desde la sección consular se mantiene contacto con quienes han llamado.

 

 

Las autoridades japonesas pusieron en cuarentena ese buque el pasado lunes y pidieron a sus cerca de 3.500 ocupantes que no lo abandonen hasta dentro de unas dos semanas mientras se realizan las revisiones médicas.

Los 61 enfermos registrados en el buque han sido trasladados o están siendo enviados a centros médicos de Tokio y otras prefecturas próximas, mientras se siguen analizando las muestras de los pasajeros y tripulantes del Diamond Princess.

En una rueda de prensa, el ministro de Salud del país asiático, Katsunobu Kato, informó que 21 de los 41 nuevos casos detectados son japoneses, mientras que otras fuentes del Ministerio detallaron que la veintena restante incluye a ocho estadounidenses, cinco australianos, cinco canadienses, un inglés y un argentino.

Los 20 casos anteriormente notificados a bordo del crucero fueron detectados en fechas previas, y los contagiados también fueron trasladados desde el buque a centros médicos de Japón para recibir tratamiento.

Ese crucero zarpó de Hong Kong el sábado, atracó en un puerto de Taiwán y estaba siguiendo su ruta hacia Japón.

Según el último saldo dado a conocer en Pekín, el brote de coronavirus que surgió en Wuhan ha afectado en China a 31.161 personas y ha causado la muerte de 636.

(Con información de Efe)