Camila Cabello y Shawn Mendes se unen a manifestación por la muerte de George Floyd
La pareja fue captada caminando entre los manifestantes por una de las calles de Miami -ciudad que residen actualmente- mientras llevaban sus respectivas mascarillas
Foto tomada de Twitter

La cantante cubana Camila Cabello y su pareja, el cantante canadiense Shawn Mendes, son algunas de las celebrity que se han hecho eco de los reclamos en contra del racismo policial en los Estados Unidos. Sin embargo la pareja no lo dejaron saber solamente en las redes sociales. Y es que esta vez se unieron una de las multitudinarias protestas que tuvieron lugar este fin de semana en la ciudad de Miami (Florida) por la muerte del afroamericano George Floyd a manos de un policía blanco.

La pareja fue captada caminando entre los manifestantes por una de las calles de Miami -ciudad que residen actualmente- mientras llevaban sus respectivas mascarillas.

Además de su apoyo presencial en la manifestación, ambos artistas de igual forma se han demostrado activos en las redes sociales dando a conocer su consternación y descontento por el injusto trato y fallecimiento de George Floyd.

La intérprete cubana compartió un texto en su cuenta de Instagram donde decía que tras ver el vídeo de la detención de Floyd había "estado tratando de encontrar las palabras correctas" con el fin de poder pronunciarse sobre el tema, ya que se trataba de una vida que había sido "arrebatada impunemente".

Camila utilizó las redes sociales para enviarles  su pésame a la familia del fallecido y aprovechó para mencionar y recordar también todas aquellas personas que también han perdido la vida en los últimos años injustamente debido al color de su piel.

"Lo siento mucho por la familia de George Floyd y la familia de Ahmaud Arbery, y la familia de Breonna Taylor y las innumerables otras familias negras a las que les quitan a sus hijos y padres", escribió en su perfil.

De igual forma, la artista se mostró muy indignada con los sucedido e hizo un llamado a la unión y la justicia para erradicar el racismo de una vez y por todas.

"Necesitamos un cambio, no podemos permitirnos guardar silencio y no podemos permitirnos una sociedad que sea indiferente al dolor de los demás", dejó saber.