Contraloría venezolana inhabilita a Guaidó por 15 años
El contralor general de Venezuela, Elvis Amoroso, señaló que se "presume" que Guaidó "ocultó o falseó" datos de su declaración jurada de patrimonio, y recibió dinero de instancias internacionales y nacionales "sin justificar".
Contraloría venezolana inhabilita a Guaidó por 15 años
 

Reproduce este artículo

El contralor general de Venezuela, Elvis Amoroso, anunció este jueves la inhabilitación del jefe del Parlamento, Juan Guaidó, reconocido por más de medio centenar de países como presidente encargado del país, para el ejercicio de cargos públicos durante 15 años.

Amoroso señaló que se "presume" que Guaidó "ocultó o falseó" datos de su declaración jurada de patrimonio, y a su vez recibió dinero de instancias internacionales y nacionales sin justificar". 

Según el contralor, Guaidó hizo 91 viajes sin autorización de la Asamblea Nacional que tuvieron un costo de aproximadamente 570 millones de bolívares, lo que es un presupuesto “que no puede justificar con su salario de servidor público”.

En ese aspecto declaró que ha permanecido fuera el país durante 248 días, lo que es un tiempo mayor a ocho meses, y que se ha hospedado en hoteles de lujo sin justificar de dónde proviene el dinero que está utilizando.

El contralor aclaró que los diputados no pueden obtener salarios diferentes a los de sus funciones parlamentarias e insistió en que Guaidó se ha negado a declarar su patrimonio en su totalidad.

De esa forma lo acusó de violar la Constitución de Venezuela y el reglamento de la Asamblea Nacional.

"No es contralor. No lo es (...), ni existe una inhabilitación (...). El Parlamento legítimo es el único que puede designar un contralor", replicó Guaidó este jueves, recordando que Amoroso fue nombrado por la oficialista Asamblea Constituyente.

Los supuestos cargos se dan después de que el líder de la oposición venezolana ha convocado a sus seguidores a protestar en todo el país el próximo sábado en rechazo al apagón nacional que se prolonga desde el lunes en buena parte de la nación petrolera.

La medida recuerda una similar tomada hace dos años por la Contraloría en contra del excandidato presidencial Henrique Capriles Radonski. Sus efectos reales son de momento una incógnita. El régimen declaró en desacato al Parlamento de mayoría opositora elegido en 2015 y que sigue funcionando en paralelo a la Asamblea Nacional Constituyente, un órgano oficialista, en la práctica el brazo legislativo del Ejecutivo.