EEUU impone sanciones a funcionarios cubanos

A inicios de julio, ya el Departamento de Estado había impuesto restricciones de visa a otros 28 funcionarios del régimen de La Habana.
Departamento de Estado
 

Reproduce este artículo

EEUU anunció este 2 de agosto la adopción de restricciones de visa contra cinco funcionarios del régimen cubano que habrían tenido participación en la represión de las manifestaciones del 11J en la Isla.

De acuerdo con una nota del Departamento de Estado, las sanciones fueron adoptadas de conformidad con la Proclama Presidencial 5377, que suspende la entrada de funcionarios y empleados del gobierno cubano a los Estados Unidos como no inmigrantes.

“Estos cinco funcionarios están vinculados a los juicios, sentencias y encarcelamientos injustos de personas que se manifestaron pacíficamente el 11 de julio de 2021”, indica la declaración, que no revela la identidad de los sancionados.

De acuerdo con el Departamento de Estado, “las medidas se fundamentan en iniciativas anteriores, dirigidas a promover la rendición de cuentas de los funcionarios cubanos que permiten los abusos de los derechos humanos y la represión del Gobierno”.

A inicios de julio, el Departamento de Estado impuso restricciones de visa a otros 28 funcionarios del régimen de La Habana, un grupo en el que se encontraban varios implicados en la represión de las protestas del 11J, y que incluía a “miembros de alto rango del PCC responsables de establecer políticas a nivel nacional y provincial”.

Otros funcionarios sancionados con las medidas anunciadas en julio trabajan en los medios de comunicación oficialistas, desde donde “formulan e implementan políticas que restringen la capacidad de los cubanos para acceder y compartir información libremente”, y “participan en la difusión de desinformación”, de acuerdo con el Departamento de Estado.

Este anuncio de restricciones de visa se produce en respuesta a las acciones de los funcionarios del Gobierno cubano que limitan el disfrute de los derechos humanos y las libertades fundamentales de los cubanos, declaró el secretario de Estado Antony Blinken en el comunicado.

La Habana calificó las sanciones de Washington como "actos violatorios del derecho internacional", según palabras del canciller Bruno Rodríguez, quien acusó a EEUU de "provocar en Cuba una sublevación popular en 2021", una acusación de la que el régimen cubano no ha mostrado una sola prueba.