El día que Puerto Rico intentó prohibir el reguetón por pornográfico
Después que Puerto Rico intentara prohibir el reguetón en 2002 por considerarlo "pornográfico", hoy día México quiere censurar la expresión musical a causa de su carácter misógino.
Regueton de los años 2000
 

Reproduce este artículo

A principios de este mes el senador mexicano Salomón Jara hizo una propuesta de ley que, de ser aprobada, prohibiría la difusión en todo el país de las canciones de reguetón con contenidos machistas. El político izquierdista busca "prohibir la difusión de cualquier tipo de mensaje o contenido que promueve el lenguaje machista o algún tipo de violencia contra la mujer".

Tras conocer esta propuesta, varios medios de la región han recordado una iniciativa semejante llevada a cabo en 2002 en Puerto Rico, la isla de las Antillas que está considerada la cuna del reguetón.

Sin embargo, la prohibición para difundir reguetón en el país caribeño duró poco: terminó un par de años después bajo una gran cantidad de presión social. Los gobernantes de entonces tuvieron que aceptar que la medida censuraba la expresión de un sector poblacional históricamente marginado.

Aun así, la Campaña Anti-Pornográfica de la senadora Velda González sigue siendo calificada como una de las medidas más clasistas, racistas y conservadoras promovidas en la Isla.

Según la doctora Petra R. Rivera-Rideau, autora del libro Remixing Reggaeton: The Cultural Politics Of Race In Puerto Rico (Remezclando el reguetón: las políticas culturales de la raza en Puerto Rico), la medida tomada en mayo de 2002 pretendía "limpiar" las letras "sucias" del género y prohibir el uso de bailarinas dentro de los videos musicales, porque tales expresiones, supuestamente, denigraban "la verdadera cultura de Puerto Rico y degrada[ban] a la mujer (…) para hacer dinero".

En su libro Rivera-Rideau asegura que la visión del Gobierno boricua era "la de transformar al reguetón de una rica expresión de la comunidad afrocaribeña a una expresión blanca que se adoptara al proceso ―blanquitud― de la sociedad de Puerto Rico".

Para ella, muestras de hipersexualidad en las letras y en los bailes del género urbano son el resultado de una larga cadena de desarrollo de distintos elementos culturales de la comunidad afrodescendiente radicada en el Caribe.

Por eso, la "necesidad" de modificar la expresión clasifica más como una muestra de "racismo moralista" que una propuesta política para beneficiar a la cultura del país o para evitar la discriminación contra las mujeres.

Según Rivera-Rideau, el reguetón le dio una voz a la comunidad negra de Puerto Rico, la misma que la autora describe como una sociedad invisibilizada debido a la "pulsante necesidad" de los dirigentes boricuas de mostrar a Puerto Rico como un enclave "europeo y blanco".

Por su parte, con la propuesta del senador Salomón Jara, del Movimiento Regeneración Nacional (Morena), ahora también México estaría valorando aprobar la misma medida que ya fracasó en Puerto Rico.

"Programas o series de televisión, emisiones o mensajes radiofónicos, letras de canciones de diversos géneros musicales, campañas publicitarias, entre otros, son solo algunas de las manifestaciones más visibles y masivas a través de las cuales se emiten y reproducen expresiones que promueven el lenguaje machista", indica la iniciativa publicada este martes en la Gaceta del Senado.

El texto, publicado en la gaceta de la Cámara Alta, afirma que este tipo de mensajes "constituyen modalidades de violencia contra la mujer que lesionan y atentan contra la dignidad, integridad, libertad e igualdad de las mujeres".

"Lo mismo sucede con diversos géneros musicales cuyas letras presentan a la mujer como un producto objetivado e hipersexualizado cuyo valor depende exclusivamente de su apariencia física y su utilidad sexual", añade el legislador.

Específicamente, el senador de Morena, partidario del presidente Andrés Manuel López Obrador, cita un estudio hecho por la Universidad de Chile en 2018 que concluye que "pese a las transformaciones de las sociedades latinoamericanas, la magnitud global de la violencia de género en el reguetón no parece ir disminuyendo".

Tampoco es la primera vez que se propone prohibir por decreto al reguetón en otras latitudes.

En julio del 2019, el diario Milenio, de México, publicó que el Ayuntamiento de La Línea de la Concepción, en Cádiz, España prohibió reproducir el género durante las fiestas del Domingo Rociero.