Francia alerta sobre extraña inflamación en niños con coronavirus
Niños afectados por el coronavirus presentan inflamaciones similares a las de una rara enfermedad. Por suerte, no se reporta ningún caso grave
Los hospitales franceses contra el coronavirus

Las autoridades sanitarias de París están en alerta por la presencia de raros síntomas en niños con coronavirus. Tienen inflamaciones similares a la enfermedad de Kawasaki, aunque no se han reportado casos fatales y el número de pacientes jóvenes sigue siendo bajo.

La alerta vino primero del Reino Unido. El Servicio Nacional de Salud (NHS, por sus siglas en inglés) ha informado de una docena de niños hospitalizados en estado grave. En su mayoría positivos para Covid-19, estos pacientes jóvenes tienen fiebre alta e inflamación de las arterias.

“Este síndrome inflamatorio involucra el corazón, los pulmones o el sistema digestivo”, explica el doctor Damien Bonnet, coordinador de la red M3C Necker en París.

“La condición clínica de algunos pacientes recuerda a la enfermedad de Kawasaki”, agrega. Esta rara enfermedad infantil también se caracteriza por la inflamación de las paredes de los vasos sanguíneos.

Después de Inglaterra, el equipo del Centro de referencia para defectos cardíacos congénitos Necker en París (M3C Necker) está haciendo sonar la alarma. El Dr. Damien Bonnet, jefe de cardiología congénita y pediátrica, escribió a sus colegas para compartir sus hallazgos.

“Un número creciente de niños de todas las edades han sido hospitalizados en un contexto de inflamación multisistémica que frecuentemente asocia la falla circulatoria con elementos a favor de la miocarditis”, explicó el especialista.

Veinticinco casos han sido hospitalizados en cuidados intensivos en la región de París en las últimas tres semanas y una docena en este centro especializado en el Hospital Necker.


Si bien el primer ministro Edouard Philippe presentó este martes por la tarde la estrategia nacional de descontaminación, el equipo de M3C Necker está preocupado por “esta afluencia de pacientes jóvenes”, fuera de sintonía con la pandemia en Ile-de-France.

Contactado por teléfono por el medio local Midi Libre, el Dr. Bonnet está sorprendido: “La epidemia comenzó hace cinco semanas en Ile-de-France y estos niños pequeños han estado reuniéndose durante 15 días. Ha habido un aumento desde el viernes. Este es un fenómeno que nos molesta. La buena noticia es que están mejorando muy rápidamente. Están en peligro sólo por unas horas”.

El Dr. Bonnet contactó a varios servicios médicos en Europa y confirmó casos similares además de Reino Unido, en España, Bélgica e Italia.

Esta afección, cuya causa es desconocida, ocurre en niños pequeños y es más frecuente en Asia, se manifiesta en sus formas severas por la inflamación de las arterias, en particular las coronarias, que pueden provocar un infarto de miocardio. Sin embargo, no se ha identificado ningún caso fatal.