Utilizan “ayuda del gobierno” como nueva estafa para robar datos sensibles de cuentas bancarias
Mediante un correo electrónico a nombre del presidente Trump se le pide a las personas que llamen y proporcionen datos bancarios para recibir la ayuda
Texto base del correo de la estafa

La esperada nueva ronda de ayudas del gobierno estadounidense mediante cheques y transferencia directa de dinero para mitigar el impacto de la pandemia de coronavirus en la economía familiar ha generado una nueva estafa encaminada a robar datos sensibles de cuentas bancarias.

De acuerdo con los expertos que han hecho públicamente la denuncia y lanzado la alerta a los consumidores, la estafa llega por un correo electrónico que parece ser legítimo y provenir del presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

“Piden información personal. El correo parece venir del presidente Trump y promete ayuda por el coronavirus. Para recibirla deben dar información personal y de la cuenta de banco”, detalla en su reporte al respecto la televisora Telemundo.

A raíz de esta modalidad de estafa, las autoridades estadounidenses piden estar alerta y nunca revelar información ni por Internet ni por teléfono.

Esta semana Trump declaró que apoya una nueva ronda de ayuda económica destinada a los contribuyentes de su país y precisó que cada estadounidense debería recibir cheques “mucho más generosos” que los propuestos por los demócratas, que cifran la ayuda en 1 200 dólares por adulto.

“Apoyo en realidad una cifra mayor que la propuesta por los demócratas, pero debe hacerse de forma correcta”, aseguró el mandatario al periodista Blake Burman, de FOX Business. “Quiero que el dinero que llegue a las personas sea mayor para que puedan gastarlo y quiero que el dinero les llegue de forma rápida”, añadió.

Con sus declaraciones Trump se refirió a la Ley HEROES impulsada por el Partido Demócrata y ya aprobada por la Cámara de Representantes, pero que espera la decisión del Senado.

De aprobarse, la iniciativa permitiría que cada adulto estadounidense reciba un cheque de estímulo por el valor de 1 200 dólares. La suma se enviaría a cada dependiente calificado, los cuales podrán ser hasta tres por familia.

Sin embargo, los líderes republicanos del Senado han preferido esperar para determinar si la nueva ronda de ayuda es realmente necesaria. Algunos asesores económicos de Trump, pese a que ya ha manifestado apoyo públicamente a la medida, le han aconsejado rechazar gastos adicionales y concentrarse en los recortes de impuestos y las medidas desreguladoras que, consideran, favorecen más la recuperación.