Greg Abbott firma ley para que texanos porten armas sin licencia

La nueva ley permitirá a los texanos a tener armas sin licencia si la ley estatal o federal no les prohíbe poseer un arma
Greg Abbott, gobernador de Texas
 

Reproduce este artículo

Greg Abbott, gobernador de Texas, firmó el proyecto de ley HB 1927, en el que se estipula que los residentes mayores de 21 años podrán portar armas sin necesidad de poseer una licencia.

La nueva ley solo aplicaría si la ley estatal o federal no les prohíbe a los residentes a tener un arma.

El Departamento de Seguridad Pública de Texas ofrecerá un curso en línea gratuito sobre la seguridad y la responsabilidad a la hora de poseer estos artefactos.

Los solicitantes deberán presentar sus huellas digitales, completar de cuatro a seis horas de capacitación, aprobar un examen escrito y una prueba de competencia en tiro antes de que la nueva ley entre en vigencia el 1 de septiembre.

Si un individuo desea ser parte de la ley, tendrá que cumplir con todos estos requisitos en el tiempo válido, ya que después del 1 de septiembre se eliminarán.

Esta medida llega justo cuando existe una oleada de tiroteos masivos en Estados Unidos, en lo que algunos líderes intentan combatir la violencia armada.

Reacciones de activistas

Varias asociaciones de policías y organizaciones sin fines de lucro se mostraron en contra de la nueva ley firmada por el gobernador Abbott.

“Los texanos mueren todos los días por tragedias con armas de fuego. Los texanos también mueren en tiroteos masivos como los tiroteos en El Paso y Midland”, dijo Gyl Switzer, de la organización Gun Sense.

Agregó que, este proyecto sería ignorar el dolor y las promesas que dieron los líderes de proteger la seguridad pública.

“Cuando los funcionarios electos deciden legislar a favor de los extremistas con armas de fuego y en contra de la seguridad pública, todos los texanos están en peligro”, indicó Switzer.

Por otro lado, la organización Lock Arms for Life señaló que lo primordial sería educar a aquellos que quieran tener un arma en Texas.

“No estamos diciendo que no pueden tener armas. Eso es decisión para cada persona, pero hay que educarnos y cuidarnos cuando tenemos algo así con tanto poder”, afirmó Catalina Berry, voluntaria de la organización.