Mecánico de American Airlines acusado de sabotaje podría tener lazos con grupo terrorista

Un juez federal negó este miércoles el derecho a fianza a un mecánico de American Airlines acusado de sabotear el sistema de navegación de un avión con 150 personas en el Aeropuerto Internacional de Miami, después de que los fiscales del caso sugirieran que tiene lazos con una organización terrorista del Medio Oriente.

Tras su arresto, Abdul-Majeed Marouf Ahmed Alani, de 60 años, dijo a los investigadores que desactivó el sistema porque estaba molesto por la falta de avance en las negociaciones sindicales con la aerolínea y quería generar algunas horas de trabajo extra. El hombre dijo que nunca planeó hacer daño a nadie, y el vuelo del 17 de julio de 2019 abortó el despegue cuando una alerta de problemas se activó en el sistema de navegación del avión.

Pero fiscales federales revelaron nueva información sobre los posibles motivos del sabotaje, lo que llevó al juez federal Chris McAliley a mantener a Alani detenido, y falló que el acusado es un peligro para la comunidad y también pudiera fugarse.

“Tengo a la vista evidencia que sugiere que usted pudiera tener simpatía por terroristas”, dijo el juez.

La instrucción de cargos por sabotaje está programada para el viernes. Si Alani es declarado culpable, enfrentaría un máximo de 20 años de prisión.

Los investigadores del Equipo Especial Conjunto contra el Terrorismo, liderado por el FBI, aseguran que Alani mintió sobre un viaje a Iraq en marzo para visitar a su hermano, y que le dijo a otro empleado de American Airlines en junio que su hermano había sido secuestrado y era miembro del grupo extremista conocido como ISIS.

Los fiscales también dijeron que Alani permitió al FBI revisar su teléfono móvil y los agentes encontraron un “preocupante” video de ISIS en que una persona recibía un balazo en la cabeza, y el acusado le envió el video a alguien con un mensaje en árabe en que pedía a “Alá” que se vengara de todos los infieles. Además, dijeron los agentes, Alani envió $700 a alguien en Irak, donde nació y tiene familia.

 

 

La fiscal Maria Medetis dijo al juez que cuando investigadores federales interrogaron a Alani tras su arresto el 5 de septiembre, éste les dijo que tenía un “lado malévolo” y que “quería hacer algo para demorar” el avión “con el fin de que le dieran horas de trabajo extra” por las reparaciones. Después de trabajar dos turnos seguidos el 17 de julio, trabajó horas adicionales en el avión en cuestión. Alani ganaba un promedio de $9,400 mensuales como mecánico de American.

Pero los fiscales dijeron que Alani admitió a los investigadores que manipular el sistema de navegación del avión fue algo peligroso. Cuando le preguntaron si se hubiera montado el avión con el sistema de navegación dañado, o hubiera permitido a sus familiares hacerlo, dijo “no”, afirmó Medetis

El abogado defensor de Alani, Christian Dunham, dijo que los fiscales exageran la evidencia, señalando que el avión tenía un segundo sistema de navegación funcional, de manera que el supuesto sabotaje no hubiera hecho que el aparato se estrellara.

“No creemos que haya puesto en peligro intencionalmente la seguridad de los pasajeros”, dijo Dunham, quien solicitó que dejaran salir en libertad a su cliente con un colateral firmado por familiares de Alani en California y Florida. “Creo que el gobierno está sacando esto de toda proporción”.

Según la denuncia penal, Alani pegó un pedazo de espuma de goma dentro de un tubo que va del exterior del avión al módulo informático. Como resultado, si el avión hubiera despegado ese día, los pilotos habrían tenido que operar el aparato manualmente porque el sistema no podía recibir información.

Los alguaciles federales se centraron en Alani, quien trabajaba de mecánico en American Airlines desde 1988, tras revisar imágenes de video en que se le ve saliendo de un camión blanco la mañana del 17 de julio en la Terminal D, y acercarse al avión, que acababa de llegar de Orlando, indica la denuncia penal. El video muestra a Alani accediendo al compartimiento del avión donde está el sistema de navegación, agrega la denuncia penal de la fiscalía federal.

Alani, alegan las autoridades, pasó unos siete minutos manipulando el sistema de navegación.

Los alguaciles, que pertenecen a la Administración de Seguridad en el Transporte (TSA), entrevistaron a otros tres mecánicos de AA que estaban con Alani cuando modificó el sistema de navegación. Los mecánicos ayudaron a los investigadores a identificarlo en el video.

Antes de su arresto, Alani, quien vivía en Tracy, California, cerca de San Francisco, viajaba regularmente a Miami para trabajar de mecánico en American.

Tras el arresto, la compañía aérea condenó las acciones de Alani y dijo que estaba cooperando con las autoridades.

(Con información de The Miami Herald)