Skip to main content

Carlos Manuel Álvarez gana Premio Anagrama de Crónica por obra sobre acuartelamiento en San Isidro

En sus redes sociales Álvarez celebró el reconocimiento y dijo ser privilegiado por haber podido ser parte de los sucesos de San Isidro

Actualizado: 30 November, 2022

 

El periodista y escritor cubano Carlos Manuel Álvarez ganó el martes la cuarta edición del Premio Anagrama de Crónica por su obra "Los intrusos", sobre el acuartelamiento en San Isidro en noviembre de 2020.

El galardón, otorgado en el marco de la prestigiosa Feria Internacional del Libro de Guadalajara, contó entre el jurado con los cronistas Leila Guerriero, Juan Villoro, Martín Caparrós, la editora Silvia Sesé y José Javier Villarreal, secretario de Cultura de la Universidad Autónoma de Nuevo León.

En esta edición se postularon 40 textos de diez países. El ganador recibió 10 000 euros.

"Después de una detallada lectura, el jurado decidió por unanimidad que la obra ganadora es Los intrusos de Carlos Manuel Álvarez (presentada bajo el seudónimo Yorik). En este libro, el autor explora los eventos recientes ocurridos en su natal Cuba (...) Los intrusos es una crónica detallada del movimiento pacífico que sacudió durante varios días a la isla y del que hizo parte el autor (...) La acción se intercala con perles de algunos de los protagonistas de los eventos. Este es un ejercicio detallado de observación sobre la situación política actual en Cuba que se entrelaza con una reflexión sobre el rol del periodismo, la escritura y el arte", indica el fallo del jurado.

En sus redes sociales, Álvarez celebró el reconocimiento y dijo ser privilegiado por haber podido ser parte de los sucesos de San Isidro.

"El manuscrito retrata las vidas de los participantes de una protesta cívica que parece haber cambiado de modo irreversible el mapa político sentimental de la isla, y también, por esas fechas, mi experiencia íntima con la stasi cubana como parte de la vorágine social compartida por aquel grupo disidente. Al mismo tiempo, exploro algunas categorías: revolución, dictadura, lenguaje, totalitarismo, y trato de colocar el pensamiento y el cuento del libro en el eje siguiente: no somos víctimas que padecen la represión orwelliana costumbrista, ni actores sujetos al marco cerrado de la Guerra Fría, sino individuos que pelean y protagonizan otro conflicto posible de la modernidad y sus horizontes truncos", expresó el galardonado en su perfil de Facebook este miércoles.

"Creo en la crónica solo como una operación de vértigo y creo en cada uno de los acuartelados, por supuesto, que me regalaron el tesoro de poder pertenecer", concluyó el escritor cubano.

A finales de noviembre de 2020 Álvarez llegó a la isla desde Estados Unidos e ingresó en la sede del Movimiento San Isidro, donde varios artistas y activistas se acuartelaron e hicieron huelgas de hambre para exigir la liberación del rapero Denis Solís.

En un emotivo video de su ingreso se ve cómo abrazó a las personas atrincheradas en la Habana Vieja y, sobre todo, a su amigo, el artista Luis Manuel Otero Alcántara, muy deteriorado tras seis días de huelga de hambre y sed.

Pocos días después, el 26 de noviembre, agentes del régimen cubano irrumpieron violentamente en la sede del Movimiento y desalojaron al grupo de disidentes.

Actualmente Álvarez tiene prohibida la entrada al país, un acto represivo empleado por el régimen contra sus detractores desde hace décadas.


Actualidad