Tiroteo en club Mar-a-Lago, propiedad del presidente Donald Trump
Según la oficina del sheriff, una camioneta SUV color negro era perseguida por la Patrulla de Carreteras de Florida y rebasó la seguridad alrededor de las 11:40 a.m. en la entrada principal del complejo
Donald Trump es esperado este viernes en Mar-a-Lago. Foto: Efe/Archivo

La Policía detuvo a dos personas después de haber disparado contra un vehículo que se saltó dos controles de seguridad cerca de la entrada de Mar-a-Lago, la residencia del presidente de EE.UU., Donald Trump, en Palm Beach (sur de Florida), informaron este viernes reportes de prensa.

El diario Orlando Sentinel, que retomó un cable de AP, afirmó que la Oficina del Sheriff del Condado de Palm Beach dijo que dos personas fueron detenidas. 

El presidente no estaba en el complejo en ese momento, aunque está previsto que llegue allí más tarde el viernes, aclaró el reporte.

Según la oficina del sheriff, una camioneta SUV color negro era perseguida por la Patrulla de Carreteras de Florida y rebasó la seguridad alrededor de las 11:40 a.m. en la entrada principal del complejo.

Los oficiales dispararon y el SUV continuó en marcha dando paso a una persecución con agentes de la Patrulla de Carreteras y el helicóptero de la oficina del sheriff, dijo el periódico.

La portavoz de la Oficina del Alguacil del condado de Palm Beach, Teri Barbera, dijo que el vehículo se dirigía hacia la entrada principal del club Mar-a-Lago, residencia de Trump, lo que provocó que las autoridades abrieran fuego, según recoge el medio Local 10.

 

 

Barbera dijo que el vehículo huyó mientras lo perseguían los soldados de la Patrulla de Carreteras de Florida y el helicóptero de la Oficina del Alguacil local.

El vehículo fue localizado y dos personas aún sin identificar resultaron detenidas.

Agentes de la Oficina del Alguacil del Condado de Palm Beach han bloqueado el puente Southern Boulevard, que conecta Palm Beach con West Palm Beach.

Está previsto que Trump arribe esta tarde al sur de Florida y que pase el fin de semana en Mar-a-Lago, en coincidencia con la final de la Super Bowl que se disputará este domingo en Miami Gardens.

Este no es el primer episodio de intromisión de un extraño en Mar-a-Lago.

En diciembre pasado, la Policía de Palm Beach detuvo a una mujer de nacionalidad china por invadir la residencia y club social del presidente Trump.

La mujer, identificada como Jing Lu, de 56 años, es la segunda proveniente de este país que es arrestada por ingresar de manera ilegal al resort del mandatario, quien en ese momento no se encontraba en la residencia.

Anteriormente, en marzo de 2019, lo había hecho la ciudadana china Yujing Zhang, por lo que fue condenada a ocho meses de prisión.

(Con información de Efe)