El CICR difunde información por WhatsApp a migrantes en ruta a los Estados Unidos

El Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) mantiene activo un programa que comparte información crucial a través de WhatsApp para ayudar a los migrantes centroamericanos en su peligrosa travesía hacia Estados Unidos.

"A través de WhatsApp les compartimos mensajes de qué hacer cuando van en la ruta, cómo hidratarse, cómo estar en contacto con sus familiares, cómo no perderse, y otras situaciones que pueden ser peligrosas para ellos", dijo a Efe el coordinador regional de Comunicación del CICR, Jesús Serrano.

Agregó que aparte de cobijo, agua y un apoyo (económico), los migrantes, que en general son personas jóvenes, van buscando también acceso a la información, como es la tendencia actual.

La iniciativa fue anunciada en un comunicado del CICR, en marzo de este año, al informar que las personas migrantes que transitan por Centroamérica y México comenzaban desde el 16 de marzo pasado a recibir por WhatsApp mensajes de autocuidado digitalizados.

El objetivo, señaló el organismo, es prevenir los riesgos intrínsecos a los que hacen frente durante sus desplazamientos a lo largo de las rutas migratorias.

Muchos migrantes centroamericanos, en la búsqueda desesperada del “sueño americano”, inician la arriesgada travesía sin tener conciencia del peligro real de morir en el intento.

 

Un reporte de CNN Español reveló el pasado enero que las cifras más recientes del Proyecto Migrantes Desaparecidos muestran que, en 2018, murieron 376 inmigrantes en el paso fronterizo entre México y Estados Unidos.

Ese año el corredor migratorio que más muertes registró en el mundo fue el Mediterráneo, con 2.242 decesos de migrantes, seguido por el continente africano, donde se registraron 1.386 muertes y América, donde hubo 512 muertes de inmigrantes, informó la cadena estadounidense.

Si bien el proyecto de brindar ayuda por WhatsApp a los migrantes centroamericanos, comenzó en marzo de este año, el organismo no ha cuantificado cuántas personas han recibido la información por medio de esa aplicación.

El informe anual del CICR, con cifras del 2018, señaló que los migrantes centroamericanos le pidieron apoyo con unas 60.800 llamadas telefónicas.

 

 

Esos datos no incluyen mensajes de texto o por redes sociales, pues para entonces el programa aún no iniciaba.

Datos del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur) indican que en los últimos cinco años más de 353.000 personas originarias del norte de Centroamérica (El Salvador, Guatemala, Honduras) han migrado de sus países de origen.

"Mantener el contacto para una persona en la ruta migratoria con su familia es muy importante porque es una manera de prevenir las desapariciones, y hay mucha gente que recibe la posibilidad de llamar a su familia, acceso a redes sociales para comunicarse con ellos", destacó el portavoz del CICR, Alberto Cabezas.

El CICR brindó ayuda humanitaria a 34.600 migrantes en Honduras, en Guatemala ofreció 9.000 atenciones médicas, asistencia integral a 70 personas, y colaboración con 134 desaparecidos, mientras que en El Salvador 250 recibieron alimentación o transporte, según el informe.