Régimen de Venezuela vende su oro a Irán
La situación conllevó a una caída repentina de las cifras publicadas de reservas de oro en el país suramericano y dejó a Venezuela con solo 6 300 millones de dólares en activos en moneda fuerte
Régimen de Venezuela vende su oro a Irán

Con el propósito de rescatar su maltrecha industria petrolera, el gobierno del dictador Nicolás Maduro comenzó a vender sus reservas de oro a Irán, uno de los aliados más cercanos al régimen chavista desde sus inicios.

Fuentes citadas por la agencia Bloomberg aseguraron que, utilizando una nueva ruta de vuelos comerciales entre Teherán y Caracas, Maduro ha entregado cerca de nueve toneladas de oro, equivalente a unos 500 millones de dólares, en pago por la ayuda iraní.

La situación conllevó a una caída repentina de las cifras publicadas de reservas de oro en el país suramericano y dejó a Venezuela con solo 6 300 millones de dólares en activos en moneda fuerte, a cambio de que Irán le asistiese en la reactivación de sus refinerías de gasolina.

Aunque ambos gobiernos mantienen una relación de más de una década de duración, a partir de la crisis económica provocada por la pandemia del nuevo coronavirus estas se han estrechado con el fin de resistir las sanciones impuestas sobre ellas por los Estados Unidos y el colapso del precio del petróleo.

Irán no ha sido el primer destino del oro venezolano, pero sí el más reciente, luego de que las presiones de Estados Unidos bloquearan los acuerdos de este tipo que el régimen de Maduro sostenía con Rusia, Turquía y Emiratos Árabes Unidos.

Como se ha reportado en días recientes, la sancionada aerolínea iraní, Mahan Air, voló en varias ocasiones hacia Caracas solo la semana pasada, y se supo que la mayoría de estos viajes sirvieron para entregar aditivos para la gasolina, piezas y técnicos para ayudar a reparar la refinería de Amuay, en el estado de Falcón.

Las fuentes citadas por Bloomberg revelaron que otros vuelos destinados al aeropuerto de Caracas se han dedicado exclusivamente a recoger las barras de oro que sirven de paga a los servicios de Teherán por parte de Venezuela.

Varias autoridades del régimen venezolano, como funcionarios del banco central o el Ministerio de Información, así como del Ministerio de Relaciones Exteriores de Irán, no respondieron a las solicitudes de comentarios por parte de la agencia.

La economía venezolana se encuentra en un profundo colapso, al encontrarse el valor de su moneda en caída y los índices de inflación ascendiendo notablemente, situación acentuada por las condiciones a las que obliga la pandemia del nuevo coronavirus.

La transportación de los lingotes de oro desde las bóvedas del centro de Caracas hasta el aeropuerto se hizo en vehículos blindados y escoltados por un grupo de oficiales de seguridad fuertemente armados.

El Banco Central y los recursos que este maneja se encuentran en el centro de la disputa que llevan a cabo el gobierno de Maduro y la Asamblea Nacional de Juan Guaidó, la cual intenta establecer un gobierno de transición con la ayuda de Estados Unidos y otras naciones de América y Europa.