Maduro ordenó pruebas con misiles en aguas venezolanas
El dictador Nicolás Maduro dio el visto bueno para que los entrenamientos militares llamados “Escudo Bolivariano” se desplieguen en momentos de tensión con Washington a propósito de la llegada de buques de Irán
Maduro

El dictador Nicolás Maduro ordenó a la Fuerza Armada de Venezuela que hiciera pruebas de misiles en La Orchila, una isla que está ubicada al norte del país caribeño.

El régimen venezolano está a la espera de la llegada de buques petroleros por parte del gobierno de Irán en medio de tensiones con Estados Unidos por ese mismo hecho y el vínculo de la cúpula de poder chavista con el narcotráfico.

“Fuimos testigos de ejercicios militares en la isla de La Orchila, con la prueba de sistemas misilísticos de máxima precisión para la defensa de las aguas y las costas”, expresó Maduro durante un encuentro con el alto mando militar.

“Estuvimos haciendo pruebas del misil (ruso) Buque, precisión absoluta, un misil de gran alcance”, agregó Maduro en Fuerte Tiuna, el mayor complejo militar de Caracas.

Estos ejercicios militares, Maduro los hace llamar "Escudo Bolivariano", y es un despliegue permanente. No obstante, ahora Maduro renovó su retórica antiimperialista contra Washington.

Mientras Juan Guaidó, líder parlamentario opositor reconocido por medio centenar de gobiernos como presidente encargado de Venezuela, tildó a esos ejercicios militares como objeto de propaganda del régimen.

Maduro también celebró el próximo arribo de los barcos de Irán, luego de que Teherán advirtiera de “consecuencias” si Estados Unidos impide su llegada a Venezuela. Se trata de cinco buques que transportan 1,5 millones de barriles de gasolina, una “ayuda” para la crisis del petróleo en Venezuela.