Cae histórico narcotraficante del cártel de Cali asentado en Málaga

Era el máximo jefe del histórico Cartel de Cali en Europa y se había asentado en una vivienda de lujo en Marbella tras huir de la presión policial en los Países Bajos.
Las autoridades españolas detuvieron en Málaga a un histórico narcotraficante del cártel de Cali (Colombia)
 

Reproduce este artículo

Las autoridades españolas detuvieron en Málaga a un histórico narcotraficante del cártel de Cali (Colombia), en un lujoso domicilio de Marbella en la que se había instalado huyendo de la presión policial en su anterior residencia en los Países bajos, informó este domingo la Policía Nacional.

El detenido fue socio del número uno en la lista de objetivos de la Interpol, y se le atribuye el blanqueo de capitales a gran escala, movido más de 6 millones de euros en criptomonedas de dinero procedente “del tráfico de cocaína”, según informó el comunicado.

La investigación inició en 2018, cuando las autoridades situaron en la provincia de Málaga a un grupo criminal relacionado con figuras históricas del narcotráfico ubicadas en diferentes países del Viejo Continente.

Este sujeto residía en la ciudad de Delft, cerca de Rotterdam, hasta que se mudó a la Costa del Sol en busca de anonimato y lujo ―como hacen otros muchos criminales― y a sabiendas de que la policía neerlandesa le seguía la pista, reportó El País.

Agentes de la Policía española, en colaboración con la Policía de Países Bajos y de la Agencia Tributaria, identificaron a uno de los responsables de esta red, que durante muchos años había actuado como representante en Europa del cártel de Cali, especialmente en Reino Unido y Países Bajos.

Durante las pesquisas, las autoridades neerlandesas detectaron que la actividad ilícita del detenido se había transformado, ya que había pasado de ser intermediario directo en operaciones de narcotráfico a realizar labores de blanqueo de capitales relacionadas con el tráfico de cocaína.

Para ello, el detenido hacía uso de criptomonedas y había llegado a crear una empresa dedicada al comercio de las mismas.

En su casa se hallaron durante el golpe varios dispositivos electrónicos en los cuales operaba, y más de una docena de tarjetas de crédito con acceso a cuentas con criptomonedas que le servían para esa labor. 

Las autoridades holandesas calcularon que podría haber movido más de 6 millones de euros a través de este tipo de divisas y no habría declarado estos movimientos a las autoridades fiscales de ese país, al existir indicios del origen ilícito de este dinero.

La Policía Nacional logró incautar, además, 85 mil euros en efectivo, tres relojes de lujo  -uno de ellos valorado en más de 17.000 euros y otro en 8.000-, más de 15 tarjetas de crédito, varios ordenadores portátiles y diversos teléfonos móviles que usaba en su labor ilícita. 

También le embargaron una cuenta bancaria y tres coches, uno de ellos de alta gama. 

En Holanda intervinieron 170.000 dólares en criptomonedas, varias billeteras de este tipo de divisas, documentos y material informático.

El capturado era el máximo jefe del histórico Cartel de Cali en Europa, fundado en Colombia en los años 70 por Miguel Ángel Rodríguez Orejuela y su hermano Gilberto con sus socios José Santacruz Londoño y Hélmer Herrera. Organización que disputó con Cartel de Medellín, de Pablo Escobar, líder, el trono del tráfico de cocaína en el mundo hasta su muerte en 1993.

Los miembros de estos carteles por mucho tiempo trabajaron juntos para lograr que el negocio del tráfico de cocaína alcanzara el auge que obtuvo. Desde dividirse el mercado de Miami, Nueva York, Chicago y los Ángeles, hasta conformar un grupo denominado el MAS (Muerte a Secuestradores) para combatir a la guerrilla y al crimen organizado.