Skip to main content

Campesinos cubanos denuncian aumento del robo y sacrificio de ganado en medio de inacción de autoridades

“Hay un gran pánico por parte del campesinado; nunca se había visto esta cantidad de sacrifico de ganado”, afirmó el comunicador Adriano Castañeda desde Sancti Spíritus

Actualizado: 24 January, 2023

 

Campesinos cubanos denuncian esta semana que el hurto y sacrificio de ganado mayor ha aumentado en el país en medio de la escasez de alimentos. También advierten que la labor de las autoridades policiales del régimen para enfrentar estos delitos es “deficiente”.

A Guillermo del Sol, residente en el municipio de Camajuaní, en la provincia de Villa Clara, le robaron de su finca un toro en diciembre pasado y, a pesar de que puso la denuncia en la policía, aún no ha tenido ninguna respuesta, según declaró el campesino a Radio Televisión Martí.

Del Sol contó que desde entonces “no ha pasado nada, y nadie dice nada, y todos los campesinos sufrimos lo mismo”. “Por otra parte, todas esas cifras que están dando de ganado que murió por hambre, de sed y de enfermedad, todo eso es falso. Ahí lo que se está justificando es el ganado que se roban, que le pagan a los propios veterinarios para que hagan un certificado como que ese ganado murió por esto, y por lo otro, y es que lo sacrifican y se lo comen”, afirmó.

Yoel Espinosa, también residente en Villa Clara, al centro de la isla, comentó al medio citado que esta “es una provincia (en la) que desaparecen cientos de cabezas de ganado. Salen afectados los campesinos, porque les roban y nunca la policía coge a nadie, y también ese campesino tiene que pagar una multa por ese animal que le fue robado”.

Al respecto, el fiscal jefe del Departamento de Procesos Penales en Villa Clara, Yusniel Benavides Gutiérrez, reconoció en una entrevista con el periódico oficialista Granma citada por Radio Martí que “en el alza producida en este tipo de delitos, ha influido la situación económica del país que, indudablemente, ha impactado la conducta de algunas personas”.

Desde Pinar del Río, en el extremo occidental del país, el líder de la Liga de Campesinos Independientes de Cuba, Esteban Ajete Abascal, también denunció que el tema del hurto de ganado mayor es “crítico”.

Abascal advirtió que, en el territorio de San Diego de los Baños, no les ha quedado más alternativa “a la mayoría de los guajiros y al ver la impunidad de la policía y que no cogen a nadie, prácticamente, han tenido ellos que recurrir a tomarse la justicia por sus propias manos”.

Campesinos de otras provincias también han denunciado que les han intentado robar sus animales:

“Acá, en el oriente cubano, es lastimoso, hasta muertes ha habido, y asaltos a campesinos, para robarles las reses. Entonces, ellos mismos se protegen dando rondas por la noche, sin tener que ver con el sistema oficial”, dijo Emiliano González, quien tiene una finca en la zona del Horno, en Bayamo, provincia de Granma.

Por su parte, el agricultor Daniel Alfaro Frías, residente en San Antonio de los Baños, en la provincia de Artemisa, señaló, además, que conoce a “ganaderos de toda la vida que están vendiendo las vacas, porque dicen que no pueden seguir exponiendo la vida de ellos y de su familia”.

También en Artemisa, en el municipio Güira de Melena, se informó a mediados de diciembre pasado que los presuntos autores de un robo con violencia en una cooperativa  habían sido detenidos en menos de 24 horas por el Ministerio del Interior (Minint), según reportó la prensa local.

El robo ocurrió el 2 de diciembre en la Finca Bailén, afiliada a la Cooperativa de Crédito y Servicios “Ubaldo Díaz Fuentes”. El oficial Jesús Arias Tejeda, jefe del Minint en Güira de Melena, explicó que sucedió en horas de la madrugada y que “en el acto se sustrajeron herramientas, productos químicos y ajo desgranado”.

Sin identificarlos ni ofrecer más detalles, una nota del periódico El Artemiseño destaca que los presuntos “autores del hecho vandálico ya fueron detenidos y ahora se exponen al procedimiento de la ley, pues también provocaron daños físicos a los custodios de la finca”. Otros incidentes similares habían ocurrido en la localidad y también se les atribuyen a los acusados del robo en la cooperativa.

Sin embargo, el comunicador Adriano Castañeda afirmó desde Sancti Spíritus que “hay un gran pánico por parte del campesinado; nunca se había visto esta cantidad de sacrifico de ganado”.

Ese, como otros actos delictivos, están al alza en Cuba, donde se vive una grave crisis económica y social.