Dos enfermeros de Florida mueren en medio de la lucha contra la COVID-19
Earl Bailey y Danielle Dicensio trabajaron en la primera línea contra la COVID-19 en el Hospital Palmetto General, en Hialeah. Los casos confirmados en la Florida llegaron el martes en la tarde a 21 mil 628 y 571
Captura del reporte de televisión en la que se ve a los enfermeros

La pandemia de coronavirus también está cobrando víctimas entre quienes la combaten en primera línea. Dos enfermeros que trabajaron en el Hospital Palmetto General, en Hialeah, perdieron la vida, según informó este lunes el canal WSVN.

Uno de los fallecidos fue identificado como Earl Bailey, quien luego de dar positivo a la enfermedad COVID-19 perdió la vida a principios de abril. La segunda víctima era una enfermera de nombre Danielle Dicensio, madre de Dominic, un niño de 4 años.

Earl Bailey, de Broward, había dado positivo y estaba en cuarentena. Murió en su casa tras un paro cardíaco, según el Sun Sentinel.

Bailey trabajaba para la compañía Tenet Resource Agency, y había trabajado en el Palmetto. La enfermera Danielle Dicensio trabajaba para esta misma compañía, según su esposo.

Danielle, enfermera de la Unidad de Cuidados Intensivos (ICU) del hospital, tenía una “bella sonrisa y una risa contagiosa”, escribió su familia en una página GoFundMe que creó para ayudar con los gastos de los funerales, y con el fondo de estudios universitarios de su pequeño hijo.

 

 

“Era una gran persona, una gran madre y una esposa increíble, y la extraño mucho”, dijo a WSVN su esposo, Daniel Dicensio, entre lágrimas.

Danielle murió el jueves debido a complicaciones que, según él, están relacionadas con el coronavirus. Sin embargo, todavía está a la espera de que el médico forense del condado de Palm Beach determine la causa oficial del fallecimiento.
Según el esposo, la enfermera habría muerto por la falta de equipos de protección que hay en el hospital.

“Estaba en un turno donde tenía pacientes con coronavirus y no tenía una máscara. Tenía mucho miedo de ir a trabajar”, aseguró al medio de comunicación.

“Es contraproducente no dar a nuestras enfermeras y médicos exactamente lo que necesitan. Si un hospital está mal equipado, mal administrado, poco presupuestado, cualquiera que sea el caso, deberíamos redirigir a las personas a diferentes lugares porque están matando a las personas que están tratando de salvar vidas”, se lamentó.

Captura de pantalla a colecta de dinero en GoFundMe

 

El último turno de trabajo Danielle fue a mediados de marzo. Daniel Dicensio afirmó que ella ya no pudo regresar a su trabajo después de tener fiebre y otros síntomas. La semana pasada, la mujer de 33 años murió en su casa.

Sin embargo, se le hicieron pruebas para determinar si tenía el virus y los resultados no fueron concluyentes. Hasta la semana pasada la enfermera tenía tos y fiebre.

Shelly Weiss Friedberg, portavoz del hospital Palmetto General, dijo que “a todos los empleados se les verifica la temperatura a su llegada” y aseguró que “usan una máscara durante el cuidado del paciente y están obligados a notificar la salud de los empleados si se vuelven sintomáticos”.

En un correo electrónico declaró al Miami Herald que el hospital le da a los enfermeros “apropiados equipos de protección en cumplimento de las pautas los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC)”, y está enfocado en minimizar la exposición de sus empleados a la enfermedad.

Sin embargo, Weiss no quiso comentar sobre la muerte de la enfermera.

Los casos confirmados de coronavirus en la Florida llegaron el martes en la tarde a 21 mil 628, luego de que las autoridades reportaran 609 nuevos positivos y más de 70 fallecidos adicionales en el estado, para un total de 571.

El Departamento de Salud detalló que Miami-Dade tiene 7 mil 712 casos y Broward 3 mil 261. Los dos condados son los que tienen mayor número de personas infectadas en el estado, donde ya han muerto 571 pacientes por la COVID-19.

En su conferencia de este 14 de abril, el gobernador Ron DeSantis dijo que están listos para entregar suplementos médicos para el personal de salud, y agradeció al presidente Donald Trump por la ayuda.