Dictadura cubana publica video confirmando que es un Estado criminal

“Ninguna declaración, ningún interrogatorio sin la presencia de un abogado internacional, perito en los derechos humanos, es creíble por la comunidad internacional en el contexto cubano”, precisó el Dr. en Filosofía, Orlando Gutiérrez-Boronat

Desapariciones forzadas, arrestos arbitrarios, mítines de odio, juicios sumarios sin apegarse ni a la propia legislación cubana –de por sí viciada y construida según las necesidades de la dictadura–, constantes violaciones de los derechos humanos, falta de libertad de expresión… El carácter totalitario del castrismo produjo una metástasis del Estado de derecho, el país agoniza.

Mientras un grupo de personas realizan huelga de hambre en la sede del Movimiento San Isidro (MSI) en La Habana Vieja, el gobierno orquesta turbas de partidarios, manda a sus agentes vestidos de civil a golpear activistas de los DDHH, e inicia las habituales campañas de descrédito contra quienes disienten de la narración oficial y piden democracia en la isla.

Hace siete días una quincena de activistas, artistas y periodistas independientes, se encuentran plantados en el MSI exigiendo al régimen cubano la libertad del joven Denis Solís, condenado en un juicio sumario por un supuesto “desacato”, proceso en el que no contó con garantías legales. También piden el cierre de las discriminatorias tiendas MLC y el cese del atropello a los derechos humanos y las libertades políticas y civiles.

En ese grupo, desde hace más de 72 horas permanecen en huelga de hambre y sed Luis Manuel Otero Alcántara (artista) y Maykel Osorbo (rapero); en huelga de hambre: Esteban Rodríguez (activista), Iliana Hernández (comunicadora independiente), Oscar Casanella (científico y activista), Osmani Pardo (activista) y Katherine Bísquet (poeta, en huelga hace más de 24 h).

Durante más de medio siglo la dictadura cubana, en una pelea desigual, ha difamado a los opositores, al tiempo que los reprime, condena y encarcela. El castrismo impulsa matrices de opinión en sus medios de propaganda, que desvirtúan la atención del debate principal: los crímenes del Estado y las violaciones de derechos humanos.

Esta vez no es distinto y la maquinaria castrista cuyos principales responsables son el general Raúl Castro, y su presidente designado Miguel Díaz-Canel, pretende justificar sus flagrantes atropellos. La Seguridad del Estado a través de sus medios de propaganda, publicó un video manipulado de una supuesta “confesión” de Denis Solís.

"Ninguna declaración, ningún interrogatorio sin la presencia de un abogado internacional perito en los derechos humanos, es creíble por la comunidad internacional en el contexto cubano", subrayó el doctor en filosofía Orlando Gutiérrez-Boronat, portavoz del Directorio Democrático Cubano y miembro de la Asamblea de la Resistencia Cubana en la Florida. 

"Un amplio movimiento humanista como el que ejemplariza San Isidro, sabe que estamos lidiando con seres humanos cuyas convicciones y fragilidades son parte de la realidad de la persona humana. Comprensión y más amor aún para un joven irracionalmente encarcelando por ejercer sus libertades fundamentales y que aún bajo la presión de una diabólica maquinaria represiva ni traiciona a sus amigos ni abjura de sus principios", agregó Gutiérrez-Boronat. 

"Al aumentarle tanto la presión internacional, en tan poco tiempo, se ven obligados a reaccionar y agarraron lo que tenían a mano. Ese es un muchacho visiblemente nervioso, bajo la presión de una maquinaria represiva. En ningún país normal del mundo ese vídeo se acepta en una corte donde no contó ni con la presencia de un abogado independiente a su lado", acotó Gutiérrez-Boronat.

Durante el intercambio con ADN Cuba, el Dr. Gutiérrez-Boronat, también se refirió al libro “The Moncada Attack: Birth of the Cuban Revolution” del Dr. Antonio de la Cova, una importante obra independiente sobre el Asalto al Cuartel Moncada y Movimiento 26 de julio.

En el citado texto se expone como los fundadores del Movimiento 26-7 después de ser capturados, en una postura totalmente hipócrita revelaron información del grupo, a pesar de la supuesta 'disciplina de hierro' que se les imponía a los jóvenes que usaron como herramientas para tomar el poder.

Según el libro de Cova, Raúl Castro le dijo al Teniente Campo que su hermano, Fidel, era un gran gánster que había traicionado a los asaltantes con promesas falsas, y agregó que el ejército los había tratado bien al capturarlos, según se lee en la página 163 del libro, editado por the University of South Carolina Press, edición 2007.

Cuando Fidel Castro se entregó, dijo (pág. 192): “Nunca pensé que el ejército me trataría tan bien”. Declaró el número exacto de asaltantes al Moncada y al Cuartel de Bayamo. Cuando aún habían 48 asaltantes fugitivos, facilitado la búsqueda.

“Ambas partes se comportaron bien, cada una luchando con dignidad por sus ideas respectivas”, y añadió que “respetaba la memoria de aquellos militares que murieron cumpliendo con lo que consideraban era su deber”.

En tanto, los jóvenes del Movimiento San Isidro en cada una de sus acciones han defendido la lógica del arte, la cultura y la no violencia, frente a la represión del régimen cubano.

Maykel Osorbo: Denis representa un Movimiento pacífico y cívico

En una directa en Facebook el rapero y activista cubano se refirió al video que circula en redes y comparó las imágenes que circulan de Denis Solís, con el video publicado por el régimen en el caso de José Daniel Ferrer, "un video montado, editado…; así no va a ganar la Seguridad", expresó el rapero quien desacreditó el video que circula en los medios oficialistas.

 "Los represores son seres que manipulan, asesinan, dan golpes, atropellan, son delincuentes. Díaz-Canel es un delincuente. La Seguridad tiene personas que hacen que Díaz-Canel siga en su delincuencia. Cuando esté en mis últimos minutos voy a volver a decir esto", expresó Osorbo en su página de redes sociales donde cuenta con más de 50,000 seguidores.  

"¿Quién dijo que leerle poemas a José Martí  y llevarle coronas es terrorismo? Si eso fuera verdad.  Denis representa un Movimiento pacífico y cívico. Mientras, ustedes representan a los del Movimiento 26 de julio, que mataron personas,  y pusieron bombas en cines… No vamos a creer el paquete ese, es una falta de respeto ese video, eso no existe", agregó el rapero.

A los que me dicen que abandone la huelga: Yo prefiero morir reclamando mi  libertad, la libertad de todos, continuó en un emotivo mensaje. 


ADN Cuba recogió además opiniones de abogados que dan fe de la poca valía del audiovisual como material probatorio, por las múltiples violaciones del debido proceso.

 
Abogado cubano Eloy Viera Cañive.

En una directa transmitida por la página de Facebook, del medio independiente El Toque, Viera Cañive, refirió:

Me han llegado reportes que Razones de Cuba, este programa que se nutre de los reportes de la Seguridad del Estado, publicó un reportaje con declaraciones, que tienen que ser resultado de un interrogatorio al que fue sometido de Denis Solís, donde él reconoce haber sido instrumentalizado desde los Estados Unidos a partir de dinero que recibió de ciertos actores.

(…) Lo que para cualquier persona podría considerarse una confesión, para mí es una manipulación. Denis Solís no fue sancionado por  ningún delito de mercenarismo, por recibir dinero, por estar instrumentalizado desde ningún lugar, fue sancionado por un delito de desacato, que tiene como únicos sujetos relacionables, al propio Denis y un oficial de la Policía Nacional Revolucionaria, que evidente actuó en extralimitación  de sus funciones.

Cualquier intento por introducir una matriz de opinión, que además es un método viejo, relacionado con el tema del mercenarismo, es una introducción que lo que pretende es desvirtuar el objeto del debate hacia otros extremos que también tenemos que empezar a debatir abiertamente.

El tema es la contraposición entre derecho ciudadano y actuación estatal. No puede condicionarse los derechos sobre catalogar, etiquetar, a una persona como delincuente o mercenario. Y hago una salvedad porque hay personas que repiten que recibir dinero de un gobierno extranjero es mercenarismo. Les pido que busquen en la legislación cubana, cuáles son las muestras de esa criminalidad, por dónde puede juzgarse a una persona por este delito de mercenarismo en Cuba. Lo único que van a  encontrar es la Ley 88, promulgada en respuesta a la política norteamericana y no es por el hecho de recibir dinero, sino por la recepción de ese dinero para hacer determinados actos.

Hay criterios de personas que señalan en  redes sociales que el simple hecho de recibir dinero se cataloga como delito. Eso es un error, ni en Cuba, donde existe un ordenamiento especial. Hago una salvedad, la Ley 88 es la única en Cuba que puede aplicarse a discreción de las autoridades, y lo han hecho solo una vez desde su promulgación, porque el costo político de su aplicación en su momento fue muy alto. Ahora el gobierno cubano acomete opciones que no necesitan esa Ley, porque el costo político es nulo. Por eso es que los activistas insisten en la importancia de que se pronuncie la prensa extranjera, la Unión Europea (…)

Se trata de  una estructura estatal reproduciendo situaciones que se pueden considerar como crímenes de lesa humana, como por ejemplo, la reproducción constante de las desapariciones forzadas.

Y todo el que se atreva a decir que es legal cualquier intervención en contra del Movimiento o Denis Solís, por el supuesto hecho de recibir dinero de los EE.UU, está en un error desde el punto de vista teórico-jurídico. Es preciso que se materialicen acciones que tengan un nexo con la recepción de  ese dinero, y si las acciones pueden ser relacionadas con su derecho a la libertad de expresión. No pueden decir que son acciones provocadoras porque leyeron poesía en la calle. No hay ninguna ilegalidad, están ejerciendo un derecho, por tanto, no puede existir ninguna relación de causalidad  entre este concepto de mercenarismo para descalificar y la legalidad y la justicia  de un tratamiento determinado.

 
Laritza Diversent, abogada y directora del Centro de Información Legal, Cubalex

"Fue una falta de respeto a la inteligencia del público ese video. En la primera parte, donde hay un texto escrito, la Seguridad del Estado dice que Denis está acusado de desacato y “vínculo” con un presunto terrorista. Ya ahí hay un exceso, evidentemente con el video tratan de achacarle un motivo adicional para juzgarlo. Si ya lo juzgaron por vínculos con el terrorismo o lo harán, sería según la Ley 93, que es una ley mucho más severa que el Código Penal, ya no estaríamos hablando solamente de “desacato”. Ahí le están haciendo una imputación mucho más grave y hay otra violación del debido proceso.

Si supuestamente Denis está confesando estar relacionado con terrorismo, y el Estado filmándolo, no le garantizó que él estuviera acompañado de un abogado que le aconsejara no auto inculparse. Denis estaría en esa situación reconociendo un delito que es mucho más grave, que podrían procesarlo por años. Y ya lo están vinculando directamente, e incluso quieren vincular a Luis Manuel Otero y a Maikel Castillo (aunque Denis dice que ellos no sabían nada), pero sí dice que recibió dinero, unos 200 dólares. Él se estaría auto inculpando y las autoridades no cumplieron con el estándar internacional que exige que durante el interrogatorio al acusado tenga derecho a que esté presente un abogado, quien le recomiende o no, responder las preguntas que le haga el interrogador. Esa garantía no está prevista en la legislación de procedimiento penal, lo que también le afecta las garantías del derecho a la defensa. Sería una forma de “auto inculparse”, ya está filmado y lo hicieron público en las redes sociales, cuando todavía no ha habido un proceso contra Denis –por lo menos eso no es lo que ha informado el tribunal– por vínculos con el terrorismo.  

Durante los interrogatorios, y es evidente que esa filmación la hicieron durante un interrogatorio, se deben observar determinadas garantías para evitar que la persona sea sometida a técnicas de tortura. El interrogatorio es donde más riesgo de ser torturada corre una persona acusada. Uno de los estándares que se exigen en este tipo de actos es que se graben, pero todo el interrogatorio en su duración, no por partes editadas como lo hicieron. Evidentemente hay cambios de voces. La de Denis se siente en un momento mucho más alta, luego baja. En una parte se siente eco y en otra no. Nunca se ve la cara del interrogador que le hace las preguntas. Por tanto, en ese video tampoco se respetaron las garantías del debido proceso. El video empieza hablando de terrorismo, pero en ninguna parte Denis reconoce que él fuera a hacer actos terroristas. Habla de textos martianos y luego de una corona. No tiene nada que ver con actos violentos o terrorismo, y hay otras incoherencias en la narración…

Hay una manipulación completa de la imagen de Denis. Queda claro que se le grabó y se utilizaron las partes que más les convino, y ni siquiera así pudieron armar un hilo coherente con lo que seleccionaron. Ese video es una medida desesperada creo yo.

Para esas filmaciones se pide que en la oficina haya buena iluminación. El interrogador debe estar en una posición de frente y al mismo nivel que el acusado. Con esas imágenes que pusieron sobre Denis Solís no se puede evaluar si el Estado está cumpliendo con las garantías del debido proceso en un interrogatorio.

Para resumir: a pesar de que las grabaciones son una de las garantías del debido proceso durante los interrogatorios, en este caso solo se publicó partes del acusado que le interesaba a la Seguridad mostrar sobre Denis, para desacreditarlo y además vincularlo a un delito que es mucho más grave que el desacato. Porque ya no estamos hablando acá que Denis “ofendió” a un policía, si no que estaría teniendo vínculos con una tercera persona que supuestamente organiza actos terroristas dentro de la isla, algo sobre lo que antes no se había hablado absolutamente nada.

Este video solo agrava la situación de Denis, no solo porque lo desacredita y muestra su imagen, tal vez sin su consentimiento (no se ha permitido hablar a abogados independientes con él), o sin que él esté plenamente consciente de lo que estaban haciéndole. A Denis las manos le tiemblan, él no estaba ahí porque él quiere. Además, Denis ya había llamado antes para denunciar que estaba siendo sometido a golpizas y que estaba siendo amenazado. Ahí también es evidente que no se respeta el debido proceso: una persona que estuvo incomunicada tanto tiempo, y la incomunicación es uno de los actos que se condenan internacionalmente en cuanto derechos humanos, porque la persona incomunicada está sometida completamente al arbitrio de las autoridades, no puede denunciar a tiempo torturas y malos tratos".